Moriyón: «El inicio de la construcción de la residencia universitaria nos legitima para pelear por los estudios de Deportes»

La alcaldesa comparece con los empresarios de Rya y anuncia el arranque de las obras «en mes y medio» para inaugurarla en septiembre de 2019

MARCOS MORO

"El inminente inicio de la construcción de la residencia de estudiantes del campus nos hace sentirnos legitimados para pelear, huyendo de localismos, por los estudios universitarios de Deportes". La alcaldesa Carmen Moriyón y el portavoz del gobierno local, Fernando Couto, comparecieron este mediodía en el Consistorio junto con los responsables de Rya Residencias, Dionisio Ramos y Pedro Artés, y el arquitecto Martín Lejarraga.

Los empresarios aseguraron que a partir de la próxima semana pondrán en marcha un concurso restringido para adjudicar las obras de la primera fase del equipamiento. Invitarán a cinco o seis firmas, algunas de ellas asturianas y otras de implantación nacional, con la previsión de arrancar con la ejecución de la residencia en un plazo no superior a mes y medio o dos meses. Rya se ha comprometido con el Ayuntamiento a inaugurar el equipamiento en septiembre de 2019.

Rya Residencias tiene la concesión del equipamiento por 40 años, con una prórroga de 10 años más, con un pago de un canon anual de 40.000 euros (más IVA). Tendrá una capacidad total de 226 plazas, distribuidas en 72 habitaciones dobles y 82 individuales (68 sencillas, ocho estudios y seis habitaciones accesibles). Además sumará instalaciones deportivas (dos pistas de pádel, rocódromo, espacio escénico y zona de aparatos más circuito de running y un aparcamiento cubierto para 56 plazas.

La inversión prevista en la parcela ubicada entre la Escuela Superior de Marina Civil y la Politécnica asciende a 8,9 millones de euros. La superficie total construida en esta primera fase será de 5.628 metros cuadrados. En función de la rentabilidad empresarial obtenida Rya podría estudiar acometer ampliaciones futuras, ya que dispone de terreno para ello.

El exterior del edificio, según el arquitecto Lejarraga, será "todo blanco con ladrillos en diferentes tonos y texturas, lo que le permitirá tener un envejecimiento noble". Además avanzó que el equipamiento contará con la máxima calificación energética, la A.

El programa de servicios se distribuye en tres niveles sobre rasante, ya que la planta sótano se reservará para almacén e instalaciones.

En planta baja se localizarán las zonas comunes de la residencia: acceso y entrada a la edificación, recepción, atención a los residentes, consigna, administración y control, zonas de espera y de estancia general, sala de estudio, gimnasio, bar cafetería-restaurante, comedor (para 160 comensales), aseos generales y lavandería.

En las plantas primera y segunda estarán repartidas las habitaciones de los estudiantes,

El coste de la habitación sencila será de 400 euros mensuales la habitación sencial y en torno a 350 euros la doble, según avanzaron los directivos de Rya, que tienen otras dos residencias en propiedad como la que se va a empezar a construir en Gijón. Las habitaciones contarán con fregadero, frigorífico y microondas para garantizar autonomía a los estudiantes.

Los empresarios también explicaron que tienen que firmar un convenio de adscripción con la Universidad de Oviedo para que la residencia sea considerada universitaria.

Volviendo a la reivindicación de los estudios de Deportes para Gijón, Moriyón recordó que el proyecto de residencia universitaria lleva implícita la construcción de nuevas instalaciones deportivas. "Ahora nos queda otra pata para redondear la oferta de la ciudad, que es la cesión a largo plazo de los campos y la piscina de la Universidad Laboral que se reformarán con dinero municipal", concluyó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos