Piden la retirada del carné y una multa por el triple atropello mortal de El Llano

Cruce donde se produjo el atropello, entre las calles Eleuterio Quintanilla y Río de Oro. / P. CITOULA
Cruce donde se produjo el atropello, entre las calles Eleuterio Quintanilla y Río de Oro. / P. CITOULA

El juicio comienza hoy con una solicitud de la Fiscalía de 213.000 euros en indemnizaciones por la muerte en mayo de 2015 de una madre, su hija y otro peatón

G. POMARADA GIJÓN.

La retira del carné durante año y medio, una multa de 3.600 euros e indemnizaciones por más de 200.000 euros. Es la pena que solicita la Fiscalía de área de Gijón para el autor del triple atropello mortal registrado en 2015 en la calle Río de Oro.

La vista oral, que comienza hoy en el Juzgado de lo Penal número 3 de la ciudad, sentará en el banquillo de acusados al conductor por unos hechos que el ministerio fiscal considera «constitutivos de tres delitos de homicidio por imprudencia menos grave utilizando vehículo a motor», tal y como recoge el Código Penal en su artículo 142.2.

El atropello, en el que fallecieron un hombre de 74 años y una madre y una hija de 86 y 61 años respectivamente, se produjo el 3 de mayo de 2015, en torno a las dos de la tarde. El acusado circulaba por la calle Río de Oro, en dirección a Pumarín, en un Mercedes CLA de su propiedad cuando, al llegar a la intersección de la calle Eleuterio Quintanilla, se saltó presuntamente un semáforo en rojo. La Fiscalía señala en su escrito que el conductor detuvo su marcha al observar la señalización en fase roja. Sin embargo, al advertir que el vehículo que le precedía iniciaba la marcha hizo lo mismo sin comprobar que la luminaria hubiese cambiado a verde.

El choque «se produjo a una velocidad escasa y no superando la permitida» «Emprendió la marcha sin cerciorarse de que el semáforo hubiese cambiado a verde»Las tres víctimas salieron despedidas por la colisión y fallecieron por politraumatismos

El primer vehículo giró hacia la derecha y estacionó inmediatamente después del paso de peatones. Por su parte, el Mercedes continuó de frente, colisionando con una furgoneta de reparto de pan que circulaba correctamente por la calle Eleuterio Quintanilla. El conductor del furgón, sorprendido por el impacto, perdió entonces el control del vehículo e invadió la acera, arrollando a las tres personas que esperaban el momento de cruzar. Los tres peatones, según los testigos que presenciaron el accidente, salieron despedidos varios metros, hasta quedar tendidos delante de un portal. Las víctimas del brutal atropello fueron asistidas en el mismo lugar de los hechos por los sanitarios del cercano centro de salud de El Llano, que se desplazaron hasta la zona alertados por los testigos.

Negativo en alcoholemia

La mujer de 61 años murió en la mismo calle Río de Oro, mientras que su madre fue trasladada, aún con vida, al Hospital Central de Asturias (HUCA), donde falleció apenas tres horas después como consecuencia de los politraumatismos sufridos. Por su parte, el hombre de 74 años falleció dos horas y media más tarde en el Hospital de Cabueñes. Los allegados de las víctimas también tuvieron que ser atendidos por el personal sanitario tras personarse en el lugar del suceso, donde recibieron la noticia de que su familiar había perecido.

La prueba de alcoholemia efectuada al conductor del Mercedes tras el accidente dieron un resultado de 0,0. El ministerio fiscal señala, además, que el choque que desencadenó el atropello mortal se produjo «a una velocidad no determinada, en todo caso escasa y no superior a la permitida». Como resultado del impacto, otros dos vehículos estacionados sufrieron desperfectos y un semáforo tuvo que ser repuesto. Los daños de los turismos, un Nissan Qasqai y un Renault Twingo, ascienden a 280 y 1.064 euros respectivamente, mientras que el coste de renovación del semáforo fue de 692 euros.

La Fiscalía solicita que el acusado abone una cuota diaria de diez euros durante doce meses, hasta un total de 3.600 euros, con privación de un día de libertad por cada dos cuotas impagadas. Asimismo, reclama el pago de las costas procesales y la retirada del permiso de conducción de vehículos a motor y ciclomotores durante dieciocho meses. En el capítulo de indemnizaciones, la petición del ministerio fiscal se eleva a 213. 255 euros más los desperfectos ocasionados en los turismos estacionados. En todo caso, las cantidades serán abonadas por la compañía aseguradora del presunto causante del siniestro. Uno de los hijos de la mujer de 84 años ha renunciado a emprender acciones penales y civiles por haber sido ya indemnizado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos