Pillado 'in fraganti' en Gijón con dos jamones que acababa de robar

Un guardia civil, vecino de la zona, interceptó al arrestado cuando salía de una carnicería

EUROPA PRESSGIJÓN

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Gijón a un hombre de 40 años acusado de fracturar el escaparate de una carnicería y llevarse del interior dos jamones, según una nota de prensa de la Comisaría gijonesa. El arrestado tenía un amplio historial delictivo y contaba con 17 detenciones anteriores por robos y lesiones.

De acuerdo al relato policial, el hombre fue interceptado por un guardia civil destinado en el País Vasco, vecino de la zona, que se encontraba de permiso en la ciudad. Fue auxiliado por dos transeúntes que le ayudaron a inmovilizar al detenido, que forcejeaba para intentar huir.

Los hechos sucedieron en el barrio de La Calzada a las 23.50 horas del pasado lunes, cuando el guardia civil escuchó un fuerte golpe y la rotura de cristales en un establecimiento cercano. Al aproximarse, vio salir por el hueco abierto en el escaparate del local a un hombre que llevaba dos centros de jamón en las manos.

Fue entonces cuando le retuvo y alertó a la policía. Dos jóvenes de 21 años que se encontraban en la calle, uno de ellos paseando a su perro, ayudaron a evitar que el hombre huyera de la zona. Los policías detuvieron al retenido y comprobaron que había utilizado una barra metálica de grandes dimensiones para fracturar la luna. Este había cogido los centros de jamón al no hallar dinero en efectivo dentro del negocio.

Fotos

Vídeos