Las playas cierran un verano sin víctimas, con casi dos millones de usuarios y 30 rescates

El equipo de socorristas posa en la escalera 12 con Esteban Aparicio, concejal de Seguridad Ciudadana, Flor Palacio, jefa de Salvamento, y algunos familiares. / PALOMA UCHA

Las asistencias a bañistas se redujeron un 66,2% respecto a hace diez años, en un temporada en la que la bandera amarilla ondeó 62 días

OLAYA SUÁREZ GIJÓN.

Fin a una temporada de baños laureada. El equipo de Salvamento del Ayuntamiento de Gijón dio ayer por concluidos sus servicios en los arenales del concejo con la colocación del ramo de laurel en la escalera 12 de la playa de San Lorenzo. Una tradición con la que los socorristas conmemoran la ausencia de víctimas mortales en un año especialmente complicado en las playas de la región. Cabe recordar que, durante el mes de julio, fallecieron dos bañistas en Barayo (Valdés) y Buelna (Llanes). En Gijón hubo 30 rescates, lo que supone una reducción del 66,2% respecto a hace diez años.

«El equipo de Salvamento ha respondido un año más y ha realizado un gran trabajo en un verano de gran afluencia. Solo por la playa de San Lorenzo pasaron más de un millón de usuarios durante la época estival», alabó Esteban Aparicio, concejal de Seguridad Ciudadana, quien presenció junto a Flor Palacio, jefa del equipo de Salvamento, la colocación del ramo justo antes de que el personal recogiese el petate hasta el próximo mes de mayo.

Los siete arenales gijoneses con salvamento -San Lorenzo, los Mayanes, el Cervigón, Peñarrubia, Estaño, Poniente y El Arbeyal- recibieron una afluencia aproximada de 1.808.000 usuarios, según los datos del Ayuntamiento. El día con más visitas fue el 23 de julio, con 84.000 personas, coincidiendo con la celebración del festival aéreo en San Lorenzo.

En las 122 jornadas que prolongó la temporada de baños, la bandera más frecuente fue la amarilla, con 62 días ondeando en las playas. Hubo bandera verde 50 días y en San Lorenzo se prohibió el baño con la presencia de la bandera roja en un total de diez jornadas.

64 menores desorientados

En lo referente a las curas y asistencias médicas, el equipo de Salvamento atendió a 1.188 personas, 900 de ellas en San Lorenzo. En 38 de los casos fue necesaria la evacuación en ambulancia a los hospitales de Cabueñes o Jove. Además, la megafonía anunció en 57 ocasiones en la bahía de San Lorenzo la conocida frase de 'en la caseta de Salvamento de la escalera 12 tenemos recogido a un niño...'. Además, intervinieron en cinco casos con menores desorientados en la playa de Poniente y en otras dos ocasiones en El Arbeyal.

El mayor número de rescates a bañistas en apuros se registró a partes iguales en el entorno de la escalera la Cantábrica (seis) y en la zona del Piles (otras seis personas auxiliadas). El concejal de Seguridad Ciudadana, Esteban Aparicio, considera que «sería aconsejable ampliar el número de efectivos porque el sector de las playas de la zona Este se quedan un poco cortas de personal, pero es cierto que tenemos unos profesionales muy cualificados y disponemos de un material avanzado». Durante los meses de julio y agosto, con mayor amplitud de horario de Salvamento, el equipo de socorristas llega al medio centenar.

Este verano el servicio se hizo conocido incluso fuera de España a raíz de unas polémicas fotos de dos socorristas en bañador. «Aquello fue una tontería, lo esencial es que el equipo ejerce una función indispensable», dijo el concejal. Desde ayer a las doce de la noche ya está permitida la presencia de animales en el arenal de San Lorenzo, entre la Cantábrica y la escalera 8.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos