El Pleno dará el 1 de agosto la licencia a la empresa de la residencia del campus

L. M. GIJÓN.

La residencia universitaria en el campus de Gijón está un poco más cerca de convertirse en una realidad. Al menos así lo espera tanto el equipo de gobierno municipal como el rector de la Universidad de Oviedo. Este último, Santiago García Granda, indicaba ayer que la propia alcaldesa, Carmen Moriyón, le trasladó que en la sesión plenaria prevista para el 1 de agosto tiene la intención de aprobar la concesión de la licencia a la empresa que se encargará de construir el edificio, que se viene reclamando desde hace unas tres décadas. Rya Residencias es la compañía que llevará a cabo las obras para que, en septiembre de 2018, según prometió la concesionaria, se haya acometido la primera fase y la residencia abra sus puertas.

El rector destacaba ayer la importancia de contar con este equipamiento tanto para acoger al alumnado durante el curso universitario como en verano. Una vez culmine el proyecto, la residencia contará con 224 plazas, distribuidas en 74 habitaciones individuales, 68 dobles, ocho estudios y seis habitaciones accesibles. Serán casi 3.000 metros cuadrados de los 25.225 que ocupa la parcela entre la Escuela Superior de Marina Civil y la Politécnica.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos