81 positivos por droga en conductores en lo que va de año, más que en todo 2016

OLAYA SUÁREZ GIJÓN.

Los positivos por droga en conductores superaron en los primeros siete meses de 2017 al total de los registrados a lo largo de 2016. Lo Policía Local detectó desde enero a julio a 81 personas que circulaban al volante bajo los efectos de las sustancias estupefacientes. El año pasado los positivos ascendieron a 75.

La mayoría de los infractores se encontraban bajo la influencia del cannabis, seguido por la cocaína y los opiáceos. El 96% de los sancionados eran hombres y el 70% se sitúan en la franja de edad comprendida entre los 21 y los 40 años.

El aumento de los positivos se debe principalmente al incremento de los controles de sustancias estupefacientes. Desde el pasado mes de mayo, todas las patrullas de la Policía Local del Ayuntamiento de Gijón cuentan con un test de detección de drogas, una prueba indiciaria que tiene que ser contrastada a continuación por el análisis del laboratorio, pero que sirve de recurso para inmovilizarle de inmediato el vehículo al conductor infractor. De esta forma, los controles de drogas se han ido incorporado poco a poco en los últimos tiempos a los más frecuentes y extendidos de alcohol. Los nuevos test de drogas son capaces de detectar en ocho minutos seis tipos de sustancias: marihuana, cocaína, metanfetaminas y anfetaminas (incluido el éxtasis), opiáceos y ketamina.

19,90 euros

Tiene un coste individual de 19,90 euros y han supuesto un salto importante en lo que ha seguridad vial se refiere, ya que los agentes son capaces de determinar si el conductor se encuentra bajo los efectos de la droga de forma inmediata y proceder entonces a inmovilizar el vehículo para evitar así el riesgo. En el verano de 2014 el área de Seguridad Ciudadana incorporó el equipo de detección de drogas a conductores, aunque se trataba de una tecnología más rudimentaria.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos