Las primeras pizzas de Asturias

Bedolina y Ángeles Ramos, las propietarias de la pizzería Las Candelas. / JORGE PETEIRO
Bedolina y Ángeles Ramos, las propietarias de la pizzería Las Candelas. / JORGE PETEIRO

Bedolina y Ángeles Ramos abrieron Las Candelas en 1971, un restaurante de «tortillas italianas» en Gijón

PABLO SUÁREZ GIJÓN.

En 1971, aún faltaban algunos años para que Gijón comenzase el proceso de modernización que la conviertieron en la ciudad que hoy en día conocemos. Quizá por eso, cuando las orensanas Bedolina (1944) y Ángeles Ramos (1933), recién llegadas tras más de diez años en Suiza, comentaron a su entorno que iban a abrir una pizzería todos se echaron las manos a la cabeza.

Entre otras cosas, tal incredulidad venía dada por el profundo desconocimiento entre los gijoneses de lo que las dos hermanas denominaban 'pizza'. «Cuando abrimos, la gente no se atrevía a pronunciarlo y acababa pidiendo 'una tortilla italiana de esas'», recuerdan entre risas. Sin embargo, pese a la aparente aletoriedad del negocio, las hermanas Ramos tenían claro las razones por las que éste tiraría para adelante. «Escogimos Gijón porque ya entonces era un sitio muy turístico, y además tenía fábricas como Ensidesa en las que trabajaban muchos ingleses», explican.

PINCELADAS

Orígenes:
Bedolina y Ágeles Ramos, junto con sus respectivos maridos, abrieron Las Candelas en 1971, tras regresar de Suiza.
Primeros años:
el restaurante fue una auténtica sensación, con hasta cinco pizzas distintas por un precio de 10 pesetas cada una.
Nombres ilustres:
Enzo Ferrero, Miliki o Antonio Trevín. Pocos han sido los que se han resistido a las recetas de Las Candelas.
Fidelidad:
casi cincuenta años después de su apertura, al restaurante siguen acudiendo hijos y nietos de los primeros clientes.

Así fue, y pronto la pizzería Las Candelas se confirmó como la gran sensación hostelera del Gijón de los años 70 tanto para los propios gijoneses como para aquellos que, por un motivo o por otro, estuviesen de paso por la ciudad. La calidad de las recetas se correspondía a su vez con la de esa primera clientela, con comensales ilustres de aquella época como Enzo Ferrero o Los Payasos de la Tele, figuras de una España que comenzaba su apertura a la modernidad.

De generación en generación

Un éxito, el de aquellas pizzas por 10 pesetas en los primeros años de vida de Las Candelas, que evolucionó de novedad a constante a medida que los ochenta y los noventa creaban su propia 'movida' en la ciudad. Pese a que, aún a día de hoy, las dos socias se congratulan de haber conseguido mantener el aspecto tradicional y casero del local, los cambios de modas también vinieron de la mano de cambios en el restaurante. Las cinco pizzas y las fondues originarias dieron paso a una ampliación de la carta y la experimentación con nuevos ingredientes como el pollo o la manzana. Unos cambios que fueron muy bien acogidos por la clientela, que obligó a las dos hermanas a comprar el local contiguo y reconvertirlo en un gran comedor.

Precisamente con una pizza y en la primera mesa de esa nueva sala, comenzaba Emilio Aragón el romance con la que posteriormente se convertiría en su esposa y madre de sus hijos, Aruca Fernández-Vega. Un hecho que confirmaba la que es una de las peculiaridades más comentadas de Las Candelas: el paso de generación en generación del gusto por sus recetas. «Ya vamos por la tercera, nos vienen nietos de nuestros primeros clientes», cuenta Ángeles. Su hermana sube la apuesta. «Incluso ha venido ya algún biznieto», afirma orgullosa.

Sin embargo, pese a que Las Candelas es ya un local referencia en Gijón y cuenta con una amplia plantilla de trabajadores, las hermanas Ramos siguen al pie del cañón como si cada día fuese aquel de la apertura en 1971. «Muchas veces estamos aquí desde las nueve y media de la mañana para preparar todos los ingredientes», cuenta Bedolina, quien al igual que su hermana no concibe otra manera de disfrutar de la vida que no sea dentro de la cocina preparando las que siempre serán las primeras pizzas que conoció Gijón.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos