Los trabajadores sociales piden combatir la exclusión con políticas comunitarias

La ponente almeriense Belén Navarro, tercera por la izquierda, flanqueada por Luis Valdés y Belén Murillo. /  DAMIÁN ARIENZA
La ponente almeriense Belén Navarro, tercera por la izquierda, flanqueada por Luis Valdés y Belén Murillo. / DAMIÁN ARIENZA

«La desigualdad no es un problema individual, nos atañe a todos», dice Belén Navarro ante el Día Mundial del Trabajo Social

ÓSCAR PANDIELLO GIJÓN.

Ante la brecha social que ha acentuado la crisis, la labor de los trabajadores sociales se presenta indispensable para que ningún ciudadano se encuentre sin recursos ni opciones de salir adelante. Con motivo del Día Mundial del Trabajo Social, que se celebra hoy, la facultad de Ciencias Sociales Jovellanos ha preparado varios actos para poner encima de la mesa los principales retos de este oficio y las perspectivas de futuro. El primero de ellos, en la tarde de ayer, contó con la presencia de la coordinadora del Instituto Almeriense de Tutela, Belén Navarro, quien impartió una ponencia 'Utopía y sostenibilidad: una propuesta de ida y vuelta'.

A ojos de esta trabajadora social andaluza, el principal problema a la hora de abordar el oficio y los problemas de desigualdad reside en su concepción. La exclusión, lejos de ser un problema individual, tiene que entenderse como un mal que afecta a todo el sistema. Las medidas, por tanto, tienen que enfocarse en ese sentido. «En la sociedad en la que vivimos, el modelo neoliberal imperante plantea que los problemas son individuales, por lo tanto las soluciones también. El reto pasa por ayudar a que haya menos desigualdades y presentar soluciones globales y de comunidad», explicó.

La charla, organizada en el marco de la cátedra Milla del Conocimiento 'Xixón Sostenibilidad', también puso el foco de atención sobre las aplicaciones de este término, 'sostenibilidad', aplicado al trabajo social. «Los Objetivos del Milenio coinciden plenamente con lo que buscamos del trabajo social en el futuro. Ya sea la igualdad de género, la necesidad de asegurar una alimentación sana y equilibrada o conseguir ciudades integradoras», destacó, por su parte, la presidenta del Colegio de Trabajadores Sociales de Asturias, Belén María Murillo.

Durante su ponencia, Navarro subrayó la necesidad de darle sentido al término sostenible, que en muchas ocasiones se utiliza como «un concepto vacío que parece necesario para legitimarse», sea cual sea el campo. «Una sociedad sostenible no tiene que ser una sociedad económicamente productiva, sino una sociedad que no deje atrás a la gente que presenta una mayor vulnerabilidad», concluyó.

Hoy, mesa redonda

Hoy, desde las 16 horas en el paraninfo de la Laboral, se celebrará una mesa redonda sobre 'Innovación Social', un homenaje a las jubiladas y se entregarán los II Premios Fin de Grado 'Germán García'.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos