Una violación en grupo y tres agresiones sexuales en menos de tres semanas

La agresión más violenta tuvo lugar durante la noche de San Juan en la playa de Poniente.
La agresión más violenta tuvo lugar durante la noche de San Juan en la playa de Poniente. / DANIEL MORA

La Policía Nacional ha detenido a cuatro personas mientras el Centro de Atención a Víctimas alerta del incremento de casos

CHELO TUYA GIJÓN.

Un cartel, colocado el pasado 7 de junio en las entradas de la ciudad, indica que 'Gijón no tolera agresiones sexistas'. Y no las tolera, pero las sufre. En menos de tres semanas, cuatro mujeres, dos de ellas menores de edad, han sido víctimas de ataques sexuales. La primera, la más grave, sufrió una violación de carácter grupal en la noche de San Juan que ya ha desembocado en tres detenciones. La última, una adolescente de 16 años, logró evitar el pasado viernes in extremis que su agresor consumara la violación. El individuo ya ha pasado a disposición judicial. Tiene antecedentes policiales por otros delitos. Todas ellas cuentan con asistencia médica, psicológica y jurídica del único centro en Asturias para asistencia a mujeres víctimas de maltrato y agresiones sexuales. El que Cavasym tiene abierto en Gijón, en la Casa de Encuentro de las Mujeres, en La Arena.

«Estamos ante una grave situación. Cada vez tenemos más casos. Más violentos y con protagonistas más jóvenes», aseguró su fundadora, Mariti Pereira. Alerta ella de que «lo que estamos viendo estos días no es normal. No es algo, no obstante, que pase solo en Gijón. Esto no son los sanfermines, pero sí es verdad que en poco tiempo estamos registrando muchas agresiones».

Le preocupan «todas», pero no obvia que la primera, ocurrida en la noche de San Juan, es especialmente violenta. «No podemos dar ningún dato, como es lógico, pero se está analizando todo lo ocurrido. Hablamos de un ataque en grupo, con violación y del que ya han sido detenidas tres personas». La mujer, «muy joven», ya comenzó a ser molestada por quienes luego serían sus agresores en la playa de Poniente durante la quema de la hoguera.

El ataque más violento, cometido por tres hombres, tuvo lugar en la noche de San Juan | La última agredida fue asaltada en la playa de Poniente por un joven con antecedentes

«Pero el ataque se produjo después, en otro barrio», hasta donde se presume que la siguieron. Ella presentó denuncia y «ya está recibiendo asistencia psicológica, además del apoyo jurídico para todos los pasos que tiene que dar ahora».

Como también lo recibirá la menor agredida en las fiestas de Castiello el domingo 2 de julio. Tal y como informó este periódico, la adolescente, de quince años, estaba con unos amigos en la verbena, pero se alejó un momento tras las barracas. Allí un desconocido intentó besarla y le realizó tocamientos obscenos. «Estamos a su disposición. Su caso no nos llegó de forma directa porque no actuó, como siempre ocurre, el equipo de mujer y menor (Emume) de la Guardia Civil».

Dos menores atacadas

La menor de Castiello no fue la única víctima que aún no había cumplido los 18 años. Insiste Pereira en que «todas las víctimas de estos últimos días son muy jóvenes», pero la Policía Nacional precisa que la última agresión, la del 14 de julio en la Semana Negra, también tiene como protagonista a una adolescente.

Ella tiene 16 y su agresor, 33. La Comisaría de Policía de Gijón explica que fue detenido el día 18 y que cuenta en su haber «con cinco detenciones por diversos delitos, pero ninguna por agresión sexual». Le acusa la adolescente de asaltarla cuando llegaba a la playa de Poniente, procedente de la Semana Negra. «Sin mediar palabra la agarró por los brazos y la intentó besar». Ella intentó zafarse, pero el agresor le mordió el labio inferior.

Cuando él intentaba bajarse los pantalones, ella logró huir y correr gritando. Sus amigos, que estaban cerca, corrieron en su auxilio. «Fue agredida y si la violación no se consumó fue porque logró pedir auxilio», comenta convencida Pereira. La Policía Local fue la primera en atender a la niña, llamar a sus padres, que llegaron inmediatamente, y trasladarla al Hospital de Jove, donde recibió asistencia.

Tras la denuncia en la Comisaría de Policía de Gijón, los agentes realizaron varias identificaciones en la zona, pero no fue hasta el lunes cuando pudo ser detenido.

No lo ha sido aún el atacante de la cuarta víctima. Según ha podido saber EL COMERCIO, también en la Semana Negra, a mediados de la pasada semana, una mujer sufrió «un caso muy parecido al de Castiello: se alejó un momento y fue sometida a tocamientos obscenos por un desconocido».

Tres al mes en 2016

Incide Pereira en que «estamos ante una situación alarmante. Tenemos más casos que antes», un dato ya de por sí preocupante, porque 'antes', en referencia a 2016, las agresiones sexuales ya habían experimentado un crecimiento. En su informe anual, Cavasym constata que atendió a 45 mujeres el año pasado, de toda Asturias. Una cifra que supone más de tres agresiones por mes y un incremento del 40% respecto a las víctimas atendidas en 2015.

Una atención que no es puntual, sino que se prolonga en el tiempo. Hay víctimas que necesitan dos años de terapia y otras que mantienen contactos puntuales con la entidad una vez reciben el alta. No todas denuncian.

Más noticias

Fotos

Vídeos