El Comercio

Elián, el niño balsero, compara a Fidel con Superman y le atribuye 'superpoderes'

  • El joven, que ahora tiene 22 años, protagonizó un conflicto a finales de los 90 cuando Estados Unidos y Cuba pelearon por su custodia, después de que llegara a Miami en balsa, en un trayecto en el que había muerto su madre

Elián González, el niño balsero -ahora, un joven de 22 años-, que hace casi dos décadas protagonizó una batalla internacional entre Cuba y Estados Unidos, ha comparado a Fidel Castro con Superman. Ante los micrófonos de varios medios de comunicación, lamentó la muerte del líder comunista y reiteró en numerosas ocasiones el aprecio de su pueblo por el exmandatario.

El vídeo ha corrido como la pólvora por internet e indigna a numerosos usuarios que le recuerdan el horror que vivió de pequeño y no entienden su admiración por el régimen cubano cuando él mismo fue un balsero (así se conoce a las personas que hacen la travesía entre Cuba y Miami en balsa).

Elián tenía 5 años cuando él, su madre y otros compatriotas intentaron cruzar el mar entre Cuba y Estados Unidos en 1999. Su progenitora murió en la travesía, pero él sobrevivió y fue llevado a Florida. Una enconada disputa se suscitó entre sus familiares norteamericanos -que querían que se quedara en territorio estadounidense- y su padre, que quería regresara a la isla.

Fidel Castro convirtió la situación en causa nacional y encabezó grandes manifestaciones para exigir el regreso de Elián. Al final, las autoridades estadounidenses lo devolvieron a la isla. Para ello, el niño fue sacado a la fuerza de su casa y la fotografía de su cara de terror ante los militares que le recogían dio la vuelta al mundo.

Elián, el niño balsero, compara a Fidel con Superman y le atribuye 'superpoderes'

Poco después, 'el niño balsero' se convirtió en comunista y mantuvo una estrecha relación con Castro. De ahí, sus sentidas palabras hacía el exmandatario, fallecido el sábado a los 90 años: «¿Cuándo se ha visto en la historia de los Estados Unidos un funeral tan grande? ¿Cuándo se ha visto en Estados Unidos tantas personas juntas llorando? Yo creo que solo en una película, cuando muere Superman, se podría ver semejante acto. Y ahí es de donde viene la comparación: Superman es un héreo ficticio, nosotros los cubanos tenemos el orgullo de tener un héroe real. Un héroe al que estamos llorando y que se llama Fidel. Y ese héroe tiene incluso superpoderes mayores que los de Superman, porque tiene el superpoder de conmover a millones, tiene el poder de ser invencible, tiene el poder de ser inmportal. Porque, mientras en una película Superman muere, Fidel sigue vivo en el corazón de todos los cubanos, Fidel se engrandece, Fidel se hace historia. Y Fidel nunca morirá».