El Comercio

El pequeño Juan se queda en Oviedo

María José Abeng, con su hijo, Juan.
María José Abeng, con su hijo, Juan. / Efe
  • El Supremo rechaza el recurso de los padres preadoptivos de Sueca

  • La decisión tiene como consecuencia que la sentencia de la Audiencia de Asturias deviene en firme, por lo que se quedará definitivamente con su madre biológica

El Supremo ha rechazado hoy los recursos de los padres del niño de 4 años de Sueca (Valencia) que fue entregado a su madre biológica, María José Abeng, en Oviedo, en un auto que mantendrá al menor en manos de su progenitora porque hace firme el fallo en ese sentido de la Audiencia de Asturias. El tribunal asturiano resolvió que la entrega del menor a la madre biológica debía producirse "de forma inmediata sin que la posible interposición de recursos suspenda la eficacia de esta medida". El Supremo ha avalado dicho fallo.

Aquella sentencia de la Audiencia de Oviedo, que ya fue avalada también por el Tribunal Superior de Justicia de Asturias, reconocía que la madre biológica, tal y como ella había pedido, "no se encontraba incursa en ninguna causa de privación de patria potestad".

Así pues, es necesario su asentimiento para la adopción y, como no lo ha dado, la niña debe ser entregada a la madre biológica, continuaba la sentencia.

Lo que ahora ha hecho el Supremo ha sido no admitir a trámite los recursos extraordinarios por infracción procesal y de casación interpuestos por el Ministerio Fiscal, por la Consejería de Servicios y Derechos Sociales del Principado de Asturias y por los padres pre-adoptivos, Alberto Bordes Folgado y Noelia Asunción Estornell.

El auto del Supremo, que se dará a conocer una vez redactado, no se pronuncia sobre el fondo del asunto, ya que el Tribunal Supremo reitera su constante jurisprudencia de que contra las resoluciones sobre esta materia no caben recursos extraordinarios ante el Tribunal Supremo.

En la práctica, en todo caso, la resolución del alto tribunal viene a confirmar la sentencia de la Audiencia Provincial de Asturias y su estimación del recurso de apelación de la madre biológica del menor.

Aquel fallo condujo a que el pasado 12 de septiembre el pequeño Joan, de 4 años, fuera entregado a su madre biológica tras vivir desde que tenía un año y medio en Sueca (Valencia) con su familia de acogida preadoptiva. EFE