El Comercio

Condenado a 6 meses de prisión por el atropello de una mujer en Oviedo

  • El fallo condena además al conductor como autor de un delito de lesiones por imprudencia grave y le priva del derecho a conducir vehículos de motor y ciclomotores por tres años

El Juzgado de lo Penal número 3 de Oviedo ha condenado a 6 meses de prisión a un conductor que atropelló y causó diversas heridas a una mujer de 48 años tras salirse de la carretera local de Vidayán el vehículo que conducía a una velocidad excesiva para las condiciones de la vía.

El fallo condena al conductor como autor de un delito de lesiones por imprudencia grave y le priva del derecho a conducir vehículos de motor y ciclomotores por tres años, lo que conlleva a la pérdida del permiso de conducir por estos hechos ocurridos el 5 de mayo de 2013.

Como responsable civil directo y conjunta y solidariamente con la aseguradora del coche que conducía se le condena a indemnizar con 27.972 euros a la víctima por las lesiones y secuelas, un dinero del que deberá responder la madre del acusado con carácter subsidiario, al ser la dueña del coche. No obstante, el fallo procede a la libre absolución del juzgado por el delito de omisión de socorro, según la sentencia a la que ha tenido acceso Efe.

La resolución no es firme y contra la misma cabe interponer recurso de apelación en este Juzgado en el plazo de los díez días siguientes a su notificación.

El fallo da como probado que el condenado conducía el vehículo a una velocidad excesiva para las condiciones de la vía por la que circulaba, que perdió el control del automóvil y que se salió de la calzada, atropellando a la mujer que paseaba por una finca lindante con la carretera.

Tras el atropello, el conductor se dio a la fuga sin pararse siquiera a ver las consecuencia de su actos, aunque la herida fue de inmediato atendida por su compañero sentimental así como por otros vecinos de la localidad que se hallaban presentes.

Como consecuencia del accidente, la víctima sufrió la fractura del húmero izquierdo, herida contuso frontal y policontusiones y tuvo que estar hospitalizada durante 12 días y 132 en rehabilitación. Estuvo 120 días sin poder realizar sus habituales quehaceres y, a consecuencia del golpe, tiene limitación en la flexión anterior del hombro y de la movilidad en la flexión posterior, además de una cicatriz en la zona frontal de la cara de dos centímetros con un ligero perjuicio estético.