El Comercio

«Han sido de las mejores fiestas de los últimos 25 años»

PP y Ciudadanos asistieron a la misa en El Cristo.
PP y Ciudadanos asistieron a la misa en El Cristo. / M. ROJAS
  • El presidente de la SOF apuesta por abrir nuevos escenarios en el próximo San Mateo y «que así los beneficios se los queden cuantos más mejor»

El presidente de la Sociedad Ovetense de Festejos (SOF), Roberto Sánchez Ramos, está más que satisfecho con el resultado de las fiestas de San Mateo. Es más, dice que las de este año han sido unas de las mejores en el último cuarto de siglo. «Las fiestas, como diría Joaquín Sabina, 'estuvieron de puta madre'. Han sido de las mejores fiestas de los últimos 25 años porque ha venido muchísima gente, porque se ha hecho con las mayores dificultades, con un PP absolutamente desquiciado, desenfrenado y enloquecido con una maquina de miedo a la que la gente respondió con su presencia», defendió en el cierre de los festejos

A pesar de ese éxito, indiscutible para la SOF, el Ayuntamiento quiere analizar ciertos fallos y errores que no niegan en la organización de las fiestas. Tres bandas por noche en el escenario principal dejó poco margen para acondicionar los equipos. «Es muy difícil en un escenario cambiar tres veces, pero para eso estamos, para hacer lo difícil. Lo fácil lo hace cualquiera. Tenemos ahora que empezar a establecer las nuevas fiestas que queremos», insistió. Quiere la SOF analizar si es más conveniente dos bandas por noche y la posibilidad de abrir nuevos escenarios en la ciudad para «que se beneficie cuanta más gente mejor».

«Hemos abierto cuatro espacios, algo que nunca se había dado desde el año 1979. Tal vez el año que viene tiene que haber dos bandas y otros espacios. Estamos incorporando novedades porque el pensamiento no va a tomar asiento», garantiza el presidente de la SOF, quien quiso destacar la apuesta por bandas asturianas y fusiones musicales «sencillamente no vistas antes», como la de «Jerónimo Granda y la orquesta de Oviedo, WarCry con Oviedo Filarmonía, los encuentros corales y Synesthesia». Y todo, destacó, con menos presupuesto. En este cierre de fiestas, Sánchez Ramos, no pudo olvidar la falta de un recinto para los grandes conciertos. Él ya mira hacia La Vega.