El Comercio

El PP insiste en que los vecinos voten el nombre de sus calles

  • Antuña recalcó que lo que cuestiona su grupo «son los criterios sectarios con los que el tripartito aplica la Ley»

El portavoz adjunto del PP, Gerardo Antuña, insistió ayer en que la postura de su grupo es que los ciudadanos tengan «voz y voto» a la hora de decidir el nombre de sus calles, de las 25 que el gobierno local quiere cambiar en cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica. En unas declaraciones por escrito, en respuesta a las críticas de Somos, Antuña defiende que «los ovetenses tienen derecho a opinar sobre el nombre de sus calles sin que ningún equipo de gobierno se las imponga».

«El tripartito», según el popular, «tiene dos opciones, aplicar el rodillo e imponer su criterio, o dejar que los ovetenses decidan los nombres de las calles que se quieren cambiar».

Antuña recalcó que lo que cuestiona su grupo «son los criterios sectarios con los que el tripartito aplica la Ley», aunque los tres socios siguen sin tener un acuerdo sobre los nuevos nombres con IU haciendo bandera (republicana) de la reparación a quienes lucharon contra el franquismo. En lo que sí están de acuerdo los tres socios, es que el PP incumplió la norma durante sus sucesivos mandatos.