El Comercio

El Ayuntamiento ya ha pagado 30 millones por Villa Magdalena.
El Ayuntamiento ya ha pagado 30 millones por Villa Magdalena. / M. R.

«Nos jugamos muchos millones con Villa Magdalena; defenderé a Oviedo»

  • El alcalde prefiere no dar su opinión sobre la petición de Comansa de añadir nueve millones de euros a la factura por este palacete

En los últimos meses, cuando se cita a Villa Magdalena viene casi siempre acompañada de los vocablos millones de euros. En mayo, el Tribunal Supremo dictaminó que a los 21,2 millones abonados por el Ayuntamiento hasta ahora, se sumen otros 30 en calidad de justiprecio e intereses. Pero esta cantidad parece que no es suficiente para Comamsa, empresa que era dueña del palacete en el momento que se expropió, y ha pedido otros nueve. La razón que esgrime es que seis se destinarán a pagar el IVA y el dinero restante irá a un garaje que hay en la finca. Sin embargo, la petición no ha sentado nada bien a los concejales del Consistorio ovetense, con el alcalde a la cabeza.

Wenceslao López afirmó que «nos estamos jugando muchos millones y defenderé los intereses de Oviedo». A pesar de estas declaraciones, no quiso entrar a valorar la pretensión de Comansa: «Lo mejor es no manifestarse porque no podemos hablar sobre un asunto en el cual la estrategia es importante». En este mismo sentido, su compañera de gobierno y partido, Ana Rivas, concejala de Infraestructuras, remarcó que «estamos en manos de los jueces», aunque entiende que la sociedad de Miguel Ángel Menéndez del Fueyo quiera «cobrar más». «Nuestra valoración es la mínima y comprendo que la de ellos sea la máxima», pero le reprochó «que ahora salga con nuevos apuntes». «¿Hasta ahora, dónde estaba este mobiliario y el pago del IVA?, ¿se les había olvidado?», se preguntó.

Opinión de los populares

Gerardo Antuña, edil del Partido Popular, dio su punto de vista sobre la petición de Comansa. Coincidió con la postura del alcalde: «El Ayuntamiento debe posicionarse y defender los interesas de la ciudad, que es no pagar» estos nueve millones de euros. De forma paralela, se quejó de la actitud del equipo de gobierno cuando se trata un tema como este, ya que siempre «se carga» contra la oposición.

Cristina Pontón, edil de Izquierda Unida, criticó la postura de la empresa, debido a que «no conocen la palabra recato». «Buscaremos alternativas para que no afecte a los servicios básicos y es en el debate presupuestario donde se deben tomar estas decisiones».

Pero el concejal que más cabreado se mostró fue el portavoz de Ciudadanos, Luis Pacho, y culpó de esta situación al PP. «Van de buenos gestores, pero estos son pufos de una época en la que hacían lo que les venía en gana». «Es para echarse las manos a la cabeza. Los ovetenses tienen un IBI alto por estos pagos y porque el actual equipo de gobierno no sabe gestionar», sentenció.

Comamsa quiere más y los jueces resolverán cuánto tiene que pagar finalmente el Ayuntamiento.