El Comercio

Un Desarme «perpetuo»

Uno de los grupos que disfrutó el menú.
Uno de los grupos que disfrutó el menú. / M. ROJAS
  • La tradicional fiesta se vive a través del teatro, la solidaridad y la gastronomía

La ciudad vivió ayer un Desarme para todos los gustos: hostelero, teatral y solidario. En esta tradicional jornada se rozó el lleno en los restaurantes de la capital y alrededores, y las calles de El Antiguo se animaron con una recreación histórica a cargo del grupo Margen. Hubo, además, ayudas de dos tipos, desde la recogida de donaciones y carteles informativos por el Día Mundial contra el Cáncer de Mama a la entrega de alimentos a la Cocina Económica.

Los usuarios de la institución podrán repetir dos días garbanzos con bacalao, callos y arroz con leche, según agradeció sor Esperanza, la responsable, tras la importante entrega realizada ayer por Vicente González Villamil, Juan Antonio Amor y José Luis Coruña, en nombre de la Asociación de Veteranos del Real Oviedom habitual colaboradora. «Traemos los alimentos por el Desarme por primera vez y vamos a intentar que sea perpetuo», se comprometieron.

Principalmente grupos de compañeros y amigos coparon ayer los establecimientos. Entre ellos, concejales socialistas y miembros de la Agrupación Municipal Socialista de Oviedo (AMSO), con el alcalde, Wenceslao López, a la cabeza. El objetivo de la patronal de Hostelería y Turismo de Asturias (Otea) es superar los 22.000 menús en esta edición.