El Comercio

Somos e IU anuncian su «resistencia» al pago de «la deuda ilegítima»

Cristina Pontón y Rubén Rosón siguen la intervención de Ana Taboada, en Madrid.
Cristina Pontón y Rubén Rosón siguen la intervención de Ana Taboada, en Madrid. / MARIO ROJAS
  • Impulsan el 'Manifiesto de Oviedo' contra la austeridad, que reunirá a municipios de toda España en noviembre en el Calatrava

Bajo las costillas blancas de acero del Palacio de Congresos y Exposiciones Ciudad de Oviedo, representantes de municipios, entes locales y activista de toda España se reunirán los días 25 y 26 del próximo mes. Lo harán para impulsar una red contra la «dueda ilegítima y las políticas de austeridad», explicó ayer Rubén Rosón desde la sala de prensa del Ayuntamiento. Mientras, en el Congreso de los Diputados, la vicealcaldesa, Ana Taboada, comparecía junto al coordinador federal de IU, Alberto Garzón, para respaldar el 'Manifiesto de Oviedo', una iniciativa contra el «endeudamiento ilegítimo» y la austeridad impuesta a los municipios por el Gobierno de Mariano Rajoy. Un símbolo dentro de un símbolo. Baudelaire sonreiría.

Un símbolo porque el Calatrava es uno de esos agujeros, de esa deuda ilegítima que «en nada benefició a los ciudadanos», y sí «a las élites extractivas», insistió Rosón. Dentro de otro símbolo, porque Oviedo que debía 78,2 millones de euros a 1 de enero, puede ver como esa cifra se duplica «hasta los 140 o 150 millones de euros tras las últimas sentencias judiciales», explicó Taboada en el Congreso. La vicealcaldesa insistió en que la deuda, «no son fríos números», sino que se come «el esfuerzo de millones de personas en sus trabajos». También «estrangulando» las posibilidades de los ayuntamientos para atender a sus ciudadanos: «Nos dejan sin poder hacer nada», explicó la portavoz municipal de IU, Cristina Pontón. Mientras su líder en Madrid, instaba al PSOE a votar hoy en el Congreso a favor de las enmiendas presentadas por Unidos Podemos contra la modificación de la Ley de Estabilidad Presupuestaria que tramita el PP para poder fijar los límites de déficit y endeudamiento de los ayuntamientos y comunidades autónomas para el próximo ejercicio aún siendo un Gobierno en funciones. Garzón insistió en que la reforma del artículo 135 de la Constitución, la propia Ley de Estabilidad Presupuestaria y Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local son piezas de la decisión del Gobierno de que «la crisis la paguen los ayuntamientos y las comunidades». Más de 650 diputados autonómicos y nacionales, alcaldes, concejales y activistas se han unido ya al 'Manifiesto de Oviedo' que reclama «un cambio radical» en la política de «asfixia» financiera aplicada por el Gobierno hacia las comunidades y ayuntamientos.

Resistencia

La desastrosa gestión del PP, Villa Magdalena, Loma del Canto, Rodríguez Cabezas volvieron a estar sobre la mesa como ejemplos de esa «deuda ilegítima», que «llena los bolsillos de los grandes propietarios» con el dinero de los impuestos de los ovetenses. Pontón anunció «resistencia hasta las últimas consecuencias, casi hasta la insumisión» a su pago, aunque no llegará a tanto: «No quiere decir que vayamos a delinquir»», aclaró y tendió una mano al PSOE para que se sume a la lucha contra los límites legales y financieros a los ayuntamientos.

Taboada, desde el Congreso, anunció su empeño en que «la deuda la paguen, quienes la han generado». «Tenemos identificados a los responsables con nombre y apellidos», recalcó y recordó las «casualidad de una expropiación mal hecha a la familia Rato», por Villa Magdalena.