El Comercio

Sergio Palacios, durante su charla divulgativa de ayer.
Sergio Palacios, durante su charla divulgativa de ayer. / MARIO ROJAS

«El analfabetismo científico bordea lo ridículo»

  • Sergio Palacios, Profesor de Física y divulgador

  • «Los éxitos de taquilla suelen estar reñidos con la fidelidad a la Ciencia», explica Palacios durante su conferencia en La Corredoria

El profesor de Física de la Universidad de Oviedo Sergio Palacios ofreció ayer un coloquio titulado 'Ciencia y Hollywood' en un bar de la Corredoria. La cita se enmarca dentro de un ciclo de la Universidad Popular de Oviedo y la Asociación de Divulgación Científica de Asturias, que vicepreside Palacios.

¿Qué ofrece en su charla?

Vemos la relación de la ciencia con el cine, sobre todo de ciencia ficción. Vemos escenas y situaciones en las que se violan las leyes de la física. Un poco soltar casos aleatorios para luego abrir debate y que la gente haga preguntas.

¿Refleja el cine los avances de la física?

Si piensas en 'Interstellar' sí, es una de las pocas excepciones. En el 95% la fidelidad a la ciencia brilla por su ausencia. Hay otras como 'Gravity' que tiene sus defectos, pero también grandes aciertos.

¿Dónde acaba la ciencia y empieza la ficción?

Donde el director quiere, donde empieza el cine de masas. Los éxitos de taquilla considerables suelen estar reñidos con la ciencia. Hay sonoros fracasos fieles a la ciencia de aquella época como 'Demolition moon'.

¿Cuáles son sus filmes favoritos?

'Interstellar', por sus ideas especulativas, cómo están llevadas, el cuidado... Eso no quita ciertas licencias, pero si quieres ser completamente fiel, te sale un documental. Siempre defiendo que hay errores científicos evitables, pero tiene que haber drama, romance... También '2001' y 'Gattaca', no muy lejos de la manipulación genética.

¿Qué persigue con el coloquio?

Lo que pretende todo el ciclo, que la ciencia salga a la calle. Los que nos dedicamos a ella a veces nos escondemos en el laboratorio o la universidad. Queremos que se conozca y se vea que si se cuenta bien, es accesible; despertar el interés y mejorar la cultura de la gente. Todos podemos llegar a una base que nos ayuda a tomar decisiones como ciudadanos responsables. Que la gente tenga un criterio para que no le metan el bulo, que los políticos no le mientan con cosas que se estudian en el instituto, como cuando hablan de energía nuclear. La cultura general también es la ciencia, no solo las letras.

¿Hay analfabetismo científico?

Exagerado, es una cosa increíble que bordea lo ridículo. Como si uno de Ciencias dijera que no tiene que saber leer porque es científico. Hay mucha pseudociencia: homeopatía, ufología, el horóscopo... Cosas flagrantes. Esto es debido a la incultura científica y la publicidad.

¿Echa en falta más ciencia en la Universidad Popular?

En general, en nuestra región se han hecho poquitas cosas de divulgación. De ahí salió la idea de la asociación, porque aquí tienes el MUJA o poco más. Siempre hemos tenido un poco de inercia frente a Galicia, País Vasco o Murcia, que hacen más.

¿Qué acogida están teniendo?

Esta es la segunda actividad. La primera en el café Ópera, tuvo buen seguimiento. Tenemos la experiencia previa del año pasado del 'Pint of Sience', que fue un éxito; todos los días los bares de bote en bote. La asociación está en rodaje, habrá más a partir de año nuevo.

¿Cuál es el secreto para ser un buen divulgador?

Si lo supiera estaría en televisión (ríe). Trato de hacerlo muy cercano, con un lenguaje accesible al común de los mortales. Intento que mis presentaciones tengan poco texto, las cosas entran por la vista. También me gusta usar el sentido del humor y usar efectos especiales. Tengo que hacerme entender por quien tenga el nivel más bajo, no puedo hacerlo igual que una clase.