El Comercio

Roban la recaudación popular para la reparación de la iglesia de Valsera

  • Los vecinos realizaron la pasada semana diferentes donaciones para saldar una parte del préstamo concedido para el arreglo del templo

La ventana de la iglesia de Santa María de Valsera, en el concejo de Las Regueras, amaneció hace unos días rota. Era el presagio de lo que el párroco, Pablo González, se encontró en su interior: alguien había roto varias huchas con donaciones de los vecinos y se había llevado la recaudación. Los hechos ya han sido denunciados ante la Guardia Civil.

No es casualidad que los asaltantes eligieran esta semana para asaltar la iglesia. El 1 de noviembre, celebración de la festividad de Todos los Santos, los vecinos de la localidad habían recaudado fondos en el cementerio para contribuir a la reparación del templo religioso, explicaron desde el Arzobispado de Oviedo. La parroquia se vio obligada en 2012 a realizar una rehabilitación de gran calado en el edificio para lo que hubo que pedir un importante préstamo bancario, del que aún queda por amortizar una importante cuantía. Por eso los vecinos de Valsera decidieron realizar la colecta en uno de los días más concurridos en la iglesia.

Los ladrones accedieron por una de las ventanas laterales en algún momento entre el día 2 y el 6 de este mes, según figura en la denuncia ante la Guardia Civil. Rompieron varias huchas y se llevaron los billetes de la recaudación realizada por los vecinos. Eran al menos 600 euros, explica la Benemérita. El puesto de Oviedo de la Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación para tratar de determinar la identidad de los asaltantes y proceder a su detención.

La iglesia de Santa María de Valsera no sufrió más daños durante el asalto. El templo se ubica en el Escamplero. Se trata de un edificio moderno pues la iglesia románica original, que fue también antiguo monasterio de Santa María de Valsera, fue destruida durante la guerra civil. La historia habla también de un incendio que destruyó gran parte de la iglesia. Se decidió no rehabilitar el templo y construir uno nuevo en el Escamplero, el que ahora fue asaltado por los ladrones. El templo no fue reparado hasta los años 60

El progresivo deterioro de la iglesia hizo que los vecinos se unieran con el Arzobispado para rehabilitar la iglesia ante el riesgo de derrumbe del tejado en ese 2012. Para reparar las puertas de entrada y pintar el templo, además de esa reparación del tejado, el Arzobispado solicitó un préstamo de 30.000 euros cuya amortización no está previsto que finalice antes de 2017.

Capilla de Fátima

Los vecinos del pueblo de Valsera también se han unido recientemente para reparar la capilla de Nuestra Señora de Fátima. Tras el traslado de la iglesia al Escamplero, algunos vecinos optaron en la década de los 50 por construir una nueva capilla. Mediante la venta de rifas y aportaciones particulares han decidido afrontar la reparación de la capilla de Fátima, que tenía la estructura y el tejado a punto de derrumbarse.