El Comercio

Los trabajadores de La Auxiliar regresarán a sus puestos el lunes

Empleados de la empresa concesionaria, pancarta en mano, ayer durante la concentración en la plaza del Ayuntamiento.
Empleados de la empresa concesionaria, pancarta en mano, ayer durante la concentración en la plaza del Ayuntamiento. / ALEX PIÑA
  • Los empleados del servicio de Recaudación finalizan la huelga con la confianza de que los tribunales paralicen el proceso de remunicipalización

Tras cinco días de huelga, los trabajadores de la empresa concesionaria del servicio de Recaudación municipal regresarán a sus puestos, según confirmaron ayer durante la concentración que celebraron en la plaza del Ayuntamiento a mediodía. Los treinta y nueve empleados de La Auxiliar de Recaudación dieron por finalizada la huelga a las tres de la tarde de ayer, como habían programado cuando la iniciaron este pasado lunes, en plena campaña del cobro del Impuesto de Bienes Inmuebles. «Queremos evitar males mayores a los contribuyentes porque no tienen ninguna culpa de los problemas que podamos tener nosotros», argumentó María Jesús Castiñeiras, portavoz de los trabajadores. Sin embargo, no descartan nuevas movilizaciones ni incluso ir a otra huelga. La razón es que se sienten completamente desamparados por parte del gobierno municipal: «No nos apoya nadie, estamos nosotros solos con el juez, esperando a que decida», apuntó Castiñeiras en referencia al recurso contra el proceso de remunicipalización interpuesto por los trabajadores de La Auxiliar, en el Juzgado número 5 de lo Contencioso-Administrativo de Oviedo.

El recurso fue admitido a trámite por el juzgado. La medida busca evaluar si el proceso abierto por el gobierno municipal para que el servicio de Recaudación pase a manos públicas se puede o no hacer. «El Ayuntamiento está toreando la ley, por eso estamos en esta lucha», aseveró Castiñeiras. «Nosotros vamos a seguir hasta el final», apuntó.

Respecto al anuncio del Partido Popular de presentar una moción para prorrogar el contrato con La Auxiliar, afirmó que ya conocían esa propuesta porque el PP se la presentó al entender que «no se están haciendo las cosas bien». Los empleados agradecieron el apoyo prestado por los ciudadanos que acudieron a las oficinas del servicio a firmar en apoyo al mantenimiento de sus puestos de trabajo. «Muchos estuvieron esperando una hora de cola para que continuáramos (con la huelga). Su apoyo ha sido total, nunca hemos recibido una mala respuesta de nadie y por eso creemos que debemos seguir dando el servicio que llevamos ofreciendo tantos años, porque los ciudadanos no tienen la culpa», sentenció Castiñeiras. A la concentración de ayer acudieron extrabajadores de El Asturcón y de otras contratas como Parques y Jardines.

Por su parte, el gobierno ya tiene local para el servicio de Recaudación. Será el salón de bodas municipal, ubicado en la calle de Cimadevilla. Un local de menor superficie que las actuales oficinas de La Auxiliar de Recaudación. Así las cosas, las bodas civiles volverán a celebrarse en el salón de plenos.

Temas