El Comercio

El PP acusa a Fernández de buscar un director para la Policía «con carné»

  • «Casualmente el PP es el único grupo municipal que llega a la conclusión de que la investigación de las 'tarjetas blue' es un 'montaje», ironiza el PSOE

El portavoz adjunto del PP, Gerardo Antuña, aseguró ayer que el concejal de Seguridad, Ricardo Fernández (PSOE), mantuvo contactos para buscar un «director para la Policía Local con carné del partido». Antuña destacó que «todo lo que ha salido sobre la Policía, en estos veintidós meses» son aspectos negativos de los que el equipo de gobierno responsabilizó siempre «al servicio». Citó como ejemplos «la grúa de Taboada, las multas o este montaje de las 'tarjetas blue'». Eso se debe, sostuvo a que el concejal de Seguridad lleva «veintidós meses buscando colocar a un director o responsable de la Policía Local con carné del partido socialista».

Antuña retó a Fernández a desmentirlo: «Es tan fácil como preguntarle si es cierto o no que han valorado sustituir a José Manuel López (el actual comisario principal) por alguien de fuera, sin respetar el escalafón», advirtió. «Es un plan para que no sea la Policía Local de Oviedo sino la policía del gobierno», insistió y se preguntó si no serán las reticencias de los socios de gobierno de los socialistas los que han impedido que cristalice hasta ahora el pretendido relevo.

«Casualmente»

Mientras Antuña hacía estas declaraciones, el Grupo Municipal Socialista aprovechaba para contestar a las que el popular hizo antes de ayer. Lo hizo sin entrar en lo más grueso -Antuña acusó a Fernández de haber manipulado los datos sobre las 'tarjetas blue'- y limitándose a «aconsejar» a los populares «que abandone su nerviosismo ante el expediente administrativo abierto» para aclarar la concesión de estas tarjetas con privilegios para circular y estacionar en zonas restringidas o incluso no pagar la zona azul.

En un comunicado, su portavoz, Ana Rivas, destaca que, a pesar de que todos los grupos tuvieron acceso al mismo tiempo a toda la documentación sobre las autorizaciones y participaron en la comisión en la que se produjeron las comparecencias del comisario y otros tres funcionarios ayer, «casualmente el PP es el único de los cinco grupos municipales que llega a la conclusión de que esta investigación es un 'montaje' contra ellos. Por algo será».

Rivas insiste en que «el PP debería ser el primer interesado en que se clarifiquen hechos que ocurrieron durante su mandato y no ocultarlos, aunque su actitud demuestra justo lo contrario». «Queremos dejar claro que nuestra intención es llegar hasta el fondo de todo el asunto, sean cuales sean las responsabilidades que pueda haber», añadió la edil. La «estrategia de recuperar el insulto y la descalificación por parte del PP, tan habitual en las peores épocas del gobierno popular, no va a eludir que se aclaren todos los términos de los hechos que se produjeron durante sus mandatos al frente de la corporación ovetense».

La realidad parece otro de esos casos en los que hay dos bandos. Antuña apuntó que el intendente Secades declaró en la comisión que en 2016 ya se había informado a Fernández sobre la situación irregular de estas tarjetas. Secades, además del mejor experto en tráfico del servicio, fue hombre de confianza del anterior jefe de la Policía Local, Agustín de Luis. Luis Zaragoza, por Ciudadanos, que pidió las comparecencias, sacó una conclusión: que los permisos se dieron igual de mal bajo las dos jefaturas. Lo que no ha preguntado nadie es si se pueden conceder permisos en contra del Código de Circulación o las ordenanzas.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate