Heridos diez pasajeros de un autobús urbano tras un frenazo en la Cruz Roja

Heridos diez pasajeros de un autobús urbano tras un frenazo en la Cruz Roja
Las ambulancias y los vehículos implicados en el incidente, parados en la calle Víctor Chávarri momentos después. / FOTOS: ÁLEX PIÑA

El conductor de la línea H2 maniobró para evitar chocar con otro vehículo en la glorieta y muchos viajeros se cayeron al suelo

D. LUMBRERAS / C. PÉREZ OVIEDO.

Diez pasajeros sufrieron ayer heridas leves tras caerse en el autobús de la línea H2 en el que viajaban, a las 17.05 horas, en plena glorieta de la Cruz Roja, según fuentes de Seguridad Ciudadana. Ocho e entre 20 y 80 años fueron atendidos en el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) por contusiones, según fuentes sanitarias El conductor tuvo que dar un frenazo para evitar chocar contra un coche que circulaba por el interior de la rotonda.

«Frenó en seco y se cayeron varios viajeros. La ambulancia se llevó a cinco o seis», relató una usuaria del autobús. Otra viajera precisó que «el conductor tuvo que frenar porque alguien se le atravesó, si no lo hace se matarían todos».

Al lugar se desplazaron una dotación de la Policía Local y varios equipos sanitarios, puesto que tras una primera valoración se solicitaron refuerzos: en total, dos ambulancias y una UVI móvil. Los técnicos de Emergencias ayudaron a bajarse a las personas con problemas de movilidad y condujeron a los heridos hasta las ambulancias, tras una primera valoración in situ. Después, los trasladaron al hospital para corroborar que las heridas no revestían mayor gravedad.

El autobús y el vehículo implicados en el incidente fueron desplazados hasta la parada de la calle Víctor Chávarri , para no entorpecer el intenso tráfico.

La glorieta de la Cruz Roja, una rotonda con cuatro salidas, tres entradas y un pavimento visiblemente deteriorado, suele concentrar accidentes. El pasado agosto, dos conductores resultaron heridos leves, con daños en las cervicales, tras chocar en plena maniobra de incorporación.

Además, la glorieta, por la que el concejal de Seguridad Ciudadana, Ricardo Fernández, estima que pasan al día treinta mil coches, es también uno de los puntos que más infracciones de circulación registra por medio del radar 'foto-rrojo'. Solo le supera en tráfico la plaza de Castilla, con treinta y cinco mil vehículos diarios.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos