«El bulevar de entrada a Oviedo es inviable y se pone en riesgo la ayuda europea», dice Caunedo

«El bulevar de entrada a Oviedo es inviable y se pone en riesgo la ayuda europea», dice Caunedo
Infografía de cómo quedará la entrada a Oviedo según 'Bosque y Valle', de los arquitectos Miguel Ángel Tejada y Clara Eslava, y el ingeniero David Gistau. / E. C.

El líder del PP carga contra el proyecto para la antigua A-66 y recuerda las líneas rojas del anterior proceso participativo

J. C. A. OVIEDO.

Agustín Iglesias Caunedo se sumó ayer a las críticas por los vaivenes que atraviesa la redacción definitiva del proyecto para la reordenación del bulevar de Santullano. «Hace ahora casi cuatro años, el anterior gobierno municipal del PP, convocó un proceso participativo para la mejora de la entrada a Oviedo desde la A-66», recordó el líder del Partido Popular ovetense. De aquel proceso se eligieron tres soluciones diferentes y un ganador que «no fue del agrado del tripartito». También recordó los límites que se impusieron en aquel concurso.: desde no ocupar terrenos que no fueran de titularidad municipal como la fábrica de armas de La Vega a no plantear actuaciones que requirieran modificaciones en el planeamiento urbanístico.

«Se decía que estas limitaciones condicionaban la solución y obligaban a plantear propuestas no globales; que supondrían un parche. Pues ahí lo tienen ahora», explicó el líder popular en referencia al inicio de las actuaciones en el tramo central por los problemas que presentan las afecciones de La Vega y La Monxina.

«Cuando se conoció el fallo del concurso de ideas, ya advertimos que no era viable y el tiempo nos está dando la razón. Solo hay que escuchar a los técnicos y trabajar con rigor, para que los planteamientos que se presenten a los ovetenses sean realizables», se explayó el exalcalde que cargó con dureza contra lo que a su modo de ver es «tozudez».

«Han tardado cuatro años en enterarse de lo que tienen entre manos y, además, gastando para ello el tiempo, y los recursos de los ovetenses», afirmó. «La tozudez de estos señores nos va a llevar aún más allá, porque están poniendo en riesgo los fondos europeos para el proyecto» aventuró antes de calificar el proyecto aún en fase de redacción de «capricho».

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos