Los Álamos ya ha vendido el 85% de los pisos del sanatorio Blanco

Infografía del nuevo edificio que se levantará en la parcela tras el derribo del sanatorio. / E. C.

La promotora confía en poder comenzar las obras para levantar 28 viviendas en el primer trimestre de 2018

JUAN CARLOS ABAD OVIEDO.

Fue en un Pleno municipal de 2009 cuando el Ayuntamiento, con una modificación parcial del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) existente, decidió recalificar para usos residenciales lo que entonces era la Clínica El Fontán. En esos años, la zona suroeste de la ciudad había crecido notablemente, se necesitaba solucionar la entrada desde La Manjoya y Montecerrao y, se entendía, el aprovechamiento de la parcela era necesario para tal fin. Hoy, el edificio sigue en pie, pero por poco tiempo.

La familia Blanco, dueña del solar desde 1949, encontró comprador en la constructora Los Álamos una vez que la residencia de ancianos se mudó a Colloto. Pasado lo peor de la crisis, la promotora movió ficha diseñando un edificio de 28 viviendas que estará coronado por un solarium y una piscina en la azotea. Ya han vendido el 85% de los pisos en cinco meses de promoción sobre plano.

Desde la constructora hablan de «una nueva etapa de un edificio histórico» y reconocen su satisfacción por la buena acogida del proyecto. Esteban Abarquero, responsable de marketing de la compañía, explica que «aplicaremos la última tecnología en aislamiento de fachadas y ventilación apostando por una calificación energética 'A'».

Las viviendas, de dos a cuatro dormitorios, se construirán en veinte meses

Su objetivo, relata, es que los inquilinos no tengan que «poner la calefacción en todo el año». Asimismo, instalarán un sistema de aerotermia para mejorar la eficiencia en el uso del agua sanitaria.

«Se está renovando el parque residencial en un lugar emblemático de la ciudad y queremos hacer una obra de calidad», continúa Abarquero. En las viviendas, que van de dos a cuatro habitaciones, explica que han aplicado «diseños modernos, adaptables al cliente, con dos opciones de configuración sin cargo en el precio. Una con la cocina abierta al salón, más actual, y otra más tradicional, cerrada».

En cuanto a los plazos de comienzo de las obras, desde la promotora reconocen que «con las noticias que salían acerca de las licencias los clientes se pusieron un poco nerviosos». Pero estamos tranquilos y no tenemos motivos para dudar de que las obras van a comenzar en el primer trimestre de 2018.

Esperan, así, que la «ejecución material arranque entre enero y marzo» y que puedan entregar las llaves a los propietarios tras 20 meses de trabajos.

Un poco de historia

El médico Alfredo Blanco fue el fundador del Sanatorio Blanco en 1949. Unos años antes creó una clínica privada en la calle Campoamor. El éxito y la demanda de sus servicios le llevaron a ampliar las instalaciones junto a la plaza de Castilla. Más tarde arrendó el edificio a Clínica El Fontán, que convirtió el centro en un geriátrico. El Pleno del Ayuntamiento aprobó en febrero de 2009 el derribo del Sanatorio Blanco y la residencia se mudó a su nuevo emplazamiento en Colloto en 2013.

Fotos

Vídeos