ArteOviedo cierra su séptima edición con 7.000 visitas

Performance del artista 'Lady Donut'. / FOTOS ALEX PIÑA
Performance del artista 'Lady Donut'. / FOTOS ALEX PIÑA

Vicente Pastor fue el artista galardonado con la medalla 'En recuerdo de Kely' a la mejor obra expuesta durante la muestra

J. C. A. OVIEDO.

La feria ArteOviedo clausuró ayer su séptima edición con la entrega de la medalla 'En recuerdo de Kely' a la mejor obra expuesta en Trascorrales durante el pasado fin de semana. El vencedor fue Vicente Pastor, que exhibió en el stand de Amaga, la galería avilesina de Angélica García. Al acto de entrega de la medalla, obra de Juan Zaratiegui, acudieron el concejal de Cultura del Ayuntamiento de Oviedo, Roberto Sánchez Ramos, el miembro del jurado Luis Feás y Joaquín Junquera, viudo de la artista que da nombre al galardón.

Tras el acto protocolario fue turno para las valoraciones de lo que ha supuesto la edición de 2017 de ArteOviedo. El director de la feria, Iván Dasto, explicó que «en el plano de visitantes, no ha habido un aumento exagerado, pero a lo largo de los tres días y medio hemos tenido 7.000 personas. «Es un logro mantener esas cifras», se felicitó.

Dasto habló de dos planos más de análisis para tomar el pulso a la feria. «En cuestión de relaciones de los artistas con galerías y críticos ha funcionado, porque ha habido continuas visitas», explicó. «Se han creado lazos en ese engranaje tan importante para el artista que es poder sacar su obra, exportarla, no solo fuera de Asturias sino de España».

En el plano económico, por otro lado, afirmó que «se han realizado transacciones. No algo masivo pero digno». En ArteOviedo conviven obras de artistas nóveles con otras de creadores consolidados «de las que también ha habido un picoteo». «Ha sido el año más completo en esas tres cosas» valoró Dasto.

Como punto negativo no imputable a la organización,en la noche del sábado al domingo, dos esculturas del artista Lolo Zapico que decoraban la entrada de Trascorrales aparecieron víctimas del vandalismo. «Anoche, producto del alcohol, alguien las tiró. Hay que agradecer que no hubo una desgracia porque pesan casi media tonelada cada una», señaló el director.

Fotos

Vídeos