El Ayuntamiento pide cuatro millones de euros al Estado para renovar el alumbrado

Jorge Juan Fanjul, Paz Carrasco y Ana Rivas en La Florida. / LORENZANA
Jorge Juan Fanjul, Paz Carrasco y Ana Rivas en La Florida. / LORENZANA

La subvención solo se aplicaría para la renovación de las farolas isabelinas de tres brazos y su inversión se amortizaría en cinco años

CECILIA PÉREZ OVIEDO.

Que el coste de la electricidad sube como la espuma no es ningún secreto. La factura de la luz pesa y más cuando se tiene que abonar la que generan 4.295 farolas. Esta es la cifra de luminarias del municipio que no pueden presumir de ser un modelo de ahorro energético. Las farolas estilo isabelino de la ciudad cuentan con un sistema de iluminación basado en vapor de sodio de alta presión de 150 vatios que dispara su consumo energético.

Por este motivo, la concejalía de Infraestructuras ha solicitado una subvención de cuatro millones de euros al Instituto para la Diversificación y Ahorro Energético (IDAE) del Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital para «poder hacer la revisión de todo el alumbrado de la ciudad», explicó ayer la concejala Ana Rivas, tras la visita a las obras de colocación del césped artificial en la glorieta del puente de La Florida.

Esos cuatro millones de euros se destinarán «solamente para las farolas de tres brazos. Para las de cinco se realizará alguna actuación, en breve, pero muy poquitas porque en estas la renovación es completa, de todo el sistema», explicó la edil.

El sistema de alumbrado difiere entre las farolas 'isabelinas' de tres brazos y las de cinco. Mientras en las de tres, tan solo hay que cambiar la luminaria por lámparas de 'led', en las de cinco hay que cambiar también la estructura de hierro forjado.

La concejalía ha hecho sus cálculos, y estima que los cuatro millones de euros, de ser concedidos, se amortizarían en cinco años y «a partir de ahí todo sería ahorro energético», aseguró Rivas.

Dentro del plan de renovación del alumbrado de la ciudad ya se ha llevado a cabo dos fases de modificación en las que «se nota la diferencia entre las calles en las que hemos modificado la iluminación y las que no», apuntó la edil. El cambio afecta solo al cuerpo de luces, no a la estructura. En las de tres lámparas, la central será sustituida por un penacho ornamental y las dos bombillas restantes sustituidas por modelos 'led' de 50 vatios en vez de 150. En las farolas de un solo brazo, las bombillas pasarán de 150 vatios a 30, con un ahorro de medio millón de euros al año para el Ayuntamiento.

Puente de La Florida

El plan de renovación del alumbrado también se incluirá el puente de La Florida. Ayer, Ana Rivas visitó el fin de los trabajos para la colocación del césped artificial, como ya adelantó EL COMERCIO, que dio por finiquitada la idea original del proyecto, consistente en ubicar en la estructura un estanque. «Habrá que ver la necesidad de iluminarlo de tal manera que no deslumbre a los conductores para que no pierdan la visibilidad». Con la colocación del césped y a falta de instalar unas biondas para garantizar la seguridad de los vehículos y algunos elementos ornamentales, se dan por concluidos los trabajos en la zona.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos