A San Blas le llueven los devotos

A San Blas le llueven los devotos

Ni la lluvia ni el frío impidieron a los fieles a San Blas acudir ayer a la iglesia del monasterio de San Pelayo a honrar las reliquias del mártir. Una tradición que se completó con la venta de las medallas en honor al santo y las rosquillas elaboradas por las monjas de clausura de la comunidad benedictina.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos