Ciudadanos acusa a Sánchez Ramos de «usurpar» las funciones de los técnicos de la FMC

G. D. -R. OVIEDO.

La propuesta de reforma de los estatutos de la Fundación Municipal de Cultura que atribuiría a su presidente, Roberto Sánchez Ramos, la gestión económica, las contrataciones artísticas y la facultad de los contratos menores, funciones que ahora realizar el gerente de la entidad, no convensce a Ciudadanos. Su portavoz, Luis Pacho, acusó al edil de IU pretender usurpar «las funciones que les corresponden a los técnicos».

Pacho anunció que votará en contra de la propuesta que se debatirá este viernes porque «elimina de un plumazo la figura del gerente, plaza obtenida por concurso, y otorga un poder inédito y absoluto al concejal de Cultura como presidente de este organismo».

«Nos parece un escándalo, el señor Sánchez Ramos pretende convertirse en al amo y señor de la cultura de esta ciudad», denunció. Con el cambio en los estatutos, la presidencia tendrá la facultad de decidir las cesiones de los equipamientos culturales para espectáculos a taquilla o para cuantas contrataciones menores sean necesarias. Para Pacho, «una cacicada como las que tanto criticaba el propio Sánchez Ramos en épocas pretéritas cuando estaba en la oposición».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos