«Defensa tiene que decidir sus intereses ya porque 2018 va a ser el año de La Vega»

Ana Taboada, abogada, es primera Teniente de Alcalde y concejala de Participación. / M. ROJAS
Ana Taboada, abogada, es primera Teniente de Alcalde y concejala de Participación. / M. ROJAS

Ana Taboada, vicealcaldesa de Oviedo: «Los dos millones de euros para las escuelas infantiles no lastraban el presupuesto del Principado»

JUAN CARLOS ABAD OVIEDO.

Ana Taboada, vicealcaldesa de la ciudad, repasa la actualidad municipal en una charla con EL COMERCIO en la que, pese a todos los frentes abiertos que mantiene el equipo de gobierno, le pueden las ganas de hablar de la recuperación de la Fábrica de Armas de La Vega, en la que quiere que «los técnicos municipales puedan evaluar ya el estado dde esos 8.000 metros cuadrados reconocidos» por Defensa como municipales. En la conversación también hay tiempo para el bulevar de Santullano y los presupuestos. Los participativos, de los que destaca «la implicación de la ciudadanía» y los autonómicos y locales para 2018. Y cosas que se quedan en el tintero como los pliegos para el nuevo contrato de comedores escolares en los que se incluirán «productos de kilómetro cero y mejores condiciones laborales para los trabajadores en los centros».

-En el conflicto que mantienen los ayuntamientos contra la regla de gasto ¿cómo valora el cese del concejal de Economía de Madrid, Carlos Sanchez Mato?

-Sánchez Mato es uno de los personajes más importantes de Ahora Madrid. Estaba llevando políticas valientes contra los recortes y bueno, en la medida que su salida forma parte de un acuerdo con Montoro es preocupante. Siembre respetando la política de otros ayuntamientos, esperamos que esto sea simplemente una forma de garantizar que el presupuesto siga adelante y el gobierno de Madrid presidido por Manuela Carmena.

-¿Le afecta a Somos Oviedo la negativa de Podemos a apoyar el presupuesto en la Junta General?

-Ante eso he de decir lo siguiente. El gobierno autonómico ha disminuido la inversión por habitante en Oviedo, en el proyecto de presupuesto que presentó en su momento, a la cuarta parte que hace tres años. Es preocupante. Unos 47 euros por habitante cuando en Avilés eran cerca de 80. Hablando de Avilés, dicen que ahora va a bajar de los 80.000 habitantes y bueno, nosotros estamos haciendo medidas para intentar frenar la sangría demográfica en Asturias. Esos dos millones para las escuals de 0 a 3 años no lastraban el presupuesto. Al revés, era una medida estratégica en este sentido.

-En 2017 consiguieron afrontar el pago de Villa Magadalena sin recortar en gasto social y para este año la inversión en ese apartado es una cifra récord. Sin embargo, el sentir de la ciudad es de cierta parálisis. ¿Cómo lo explica?

-Porque 24 años de políticas hiperdesarrollistas, del ladrillo y el hormigón y las grandes obras faraónicas han hecho mucho daño. La política municipal no es solo eso. Hemos demostrado que somos un gobierno responsable capaz de multiplicar el gasto en educación, incrementar mas de un 20% las becas, la becas comedor, la atención temprana y todo eso, pagando los pufos que dejó el Partido Popular. Nuestra política es que frente al Oviedo del hormigon está el Oviedo de las personas, que es el que este gobierno pretende construir.

-El alcalde anunció un compromiso del Principado para acelerar los trámites del IES de La Corredoria, ¿cree que será así?

-En el proyecto de presupuestos estaba una partida de unos 400.000 euros pero ni siquiera da para el proyecto. Ese no es el compromiso que necesita nuestra ciudad. Para el de La Florida tampoco alcanza. Algunas personas hablaban de inversiones ocultas. Si Fernando Lastra y otros consejeros apuestan por el Naranco, por medidas como la carretera en Trubia para amortiguar la contaminación y muchas otras que no estaban contempladas en el presupuesto hay que decirlo, porque en el proyecto a la vista no estaban.

-En 2018 se ejecutará lo votado por los ovetenses en los presupuestos participativos,¿cómo valora la primera experiencia?

- Con todas las dificultades que tuvimos, valoro la implicación ciudadana. Ya no hay marcha atrás, lo que antes se gobernaba de espaldas a la ciudadanía, ahora son decisiones que se toman codo a codo con la gente y teniendo muy en cuenta necesidades reales.

-Aún así, se les acusó de poco 'participativos' e incluso de atender demandas de afines.

-Es difícil defender algo así cuando se colocaron mesas en todos los barrios y hubo un proceso es digital. No hay manipulación posible. Se hizo un esfuerzo importante por difundir y llevar el proceso a todas las zonas del concejo.

-Los distritos también se pusieron en contra.

-Los distritos no quisieron participar, quisieron seguir tomando las decisones en cuanto a las inversiones en los consejos de distrito y esa decisión se respetó. Y bueno, hemos comprobado que las propuestas de la ciudadanía eran razonables, necesarias, como por ejemplo la tarjeta ciudadana, que es una cosa que nunca nos habían planteado los distritos

-Con los resultados también hubo problemas, tuvieron que asumir propuestas dentro del presupuesto ordinario, ¿es parte del aprendizaje?

-Es parte de un aprendizaje. Una experiencia piloto que nunca se había dado en la ciudad. Con la falta de personal que tenemos en todas las áreas nos encontramos con muchas dificultades. Lo importante es que la ciudadanía que participó activamente ha sabido entender cuáles han sido los problemas y no ha generado rechzo al respecto.

-Villa Magadalena cuesta más de 63 millones y su gestión política parece que desgasta más a los socios del gobierno que a los responsables.

-Esto está por ver. Creo que no hay un coflicto entre nosotros en levantar alfombras. En la lucha contra la la corrupción este gobierno demuestra que trabaja como una sola persona. Estamos trabajando para inciar el nuevo expediente de Villa Magdalena y hay material suficienta para reclamar la responsabilidad patrimonial de los que llevaron a cabo el saqueo de las arcas municipales.

-¿Y con las conclusiones de la comisión de Acuagest?

-Las conclusiones, en el fondo, cambian muy poco. Se cambió la redacción de algunas cuestiones que se entendió que quedaban mejor aquilatadas para que no hubiera un problema de carácter jurídico. Lo que tendríamos que preguntarnos es por qué una persona que sigue imputada sigue sentada en el salón de plenos. Está muy claro quién lucha contra la corrupción y quién no.

- Para el bulevar de Santullano no han presupuestado nada más que la contratación del proyecto, ¿se van a comenzar las obras este año?

-Tenemos planteado empezar las obras en 2018 con los fondos Edusi y lo presupuestado. Es más que suficiente para comenzar el área central de actuación. Tenga en cuenta que es un proyecto muy ambicioso a seis años vista. Por donde se empieza, ya va a generar la visión de bulevar y dar a entender como se va a proyectar en el futuro.

-¿Cuesta mucho pasar de una fotografía a la realidad? La propuesta ha recibido críticas.

- Yo creo que se ha generado una alarma social innecesaria. Estamos en el momento más importante. En estos tres meses en los que se va a definir por lo que se apuesta dentro del proyecto general. Respecto a los parkings, que es lo que mas críticas ha generado, nuestros técnicos trabajan en propuestas alternativas que irían en la misma línea de dar visibilidad al Palacio de los Deportes. El entorno también necesita suavizarse y garantizar que los vecinos puedan aparcar. Hay alternativas al aparcamiento subterráneo.

-¿Cómo afrontan las negociaciones por La Vega?

-Como gobierno, lo más importante para nosotros este año es La Vega. Nos alegramos de que se haya reconocido la titularidad de los primeros 8.000 metros cuadrados. Pero tenemos que seguir avanzando hacia los 20.000, según la documentación que tenemos. A partir de ahí, es necesario que este trimestre nos reunamos con el Ministerio de Defensa para definir las líneas básicas de qué es lo que quiere hacer con el patrimonio que tiene ahí. Nos gustaría saber cuáles son sus intereses económicos.

-Se ha hablado de usos lucrativos.

-Para nosotros defender el patrimonio y no especular es lo primero. El Ministerio de Defensa nos tiene que decir a las claras qué quiere. Porque nostros tenemos muy claro que hay que salvar los elementos patrimoniales y que La Vega tiene que ser un elemento dinamizador social de la ciudad. De hecho, nos gustaría que dejaran entrar a nuestros técnicos para poder estudiar cómo están los edificios en la zona reconocida, la más próxima a la ciudad.

-¿Y con respecto al viejo HUCA?

-Con respecto al HUCA se ha ganado un espacio verde en el parque Truébano y queremos que se ponga en marcha ya el centro social. Además, que comience la demolición de los edificios inviables de mantener para generar actividad económica.

-¿Qué le parece la propuesta de Iván Álvarez de que cada concejalía asuma sus contataciones?

- Es habitual que se haga en otros Ayuntamientos como en el de Avilés. Se contrata desde las áreas correspondientes para agilizar trámites. Pero sabemos poco más

-Las cifras que se barajaban no dejan mucho margen ni permiten adjudicar dos contratos a la misma empresa.

-Antes se adjudicaba a pocas empresas y ahora a las licitaciones, como a la de la apertura de comedores en centros escolares en verano, se presentan muchas. Eso tiene que ver con la reformulación de los pliegos para que no se lo lleven crudo los que se lo llevaban antes. Hacen falta unos pliegos más sociales y espero que en la nueva Ley de Contratos del Sector Público, que entra en vigor en marzo, sea así.

-En este sentido, recibieron críticas de la oposición por contratar el stand de la Feria de Muestas con varios contratos menores.

-El stand de la Feria de Muestras fue todo un éxito. Mostramos al mundo una ciudad moderna y diferente. Somos la garantía de que Oviedo no sea una ciudad para el hormigón y los grandes pufos. Nosotros no nos gastamos 60.000 euros en pinchos como hacía el Partido Popular.

Más entrevista

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos