El PP denuncia «presiones» en la comisión Aquagest para culpar a Caunedo

Agustín Iglesias Caunedo junto a Gerado Antuña. / A. PIÑA

Antuña acusa a Taboada de «perseguir» al exalcalde y advierte de que atribuirle la devolución del aval «será una conclusión falsa»

JUAN CARLOS ABAD OVIEDO.

A la comisión especial municipal que investiga el caso Aquagest solo le queda una sesión, el próximo 26 de septiembre, en la que se aprobarán las conclusiones. Ayer, la vicealcaldesa y presidenta de la misma, Ana Taboada, presentó una iniciativa para que el interventor, José Luis González Álvarez, se viera obligado a declarar una vez que este rehusó hacerlo en diciembre, tras haber prestado declaración como imputado en el Juzgado número 1 de Lugo en el que se instruye la causa. Pero el resto de comisionados declinaron la propuesta aduciendo que, con el informe remitido desde el juzgado con la declaración de González, «les era suficiente».

Antes, en esa penúltima sesión de ayer, los concejales presentes habían aprobado el acta de la anterior reunión. Aquella del 26 de enero en la que prestó declaración Agustín Iglesias Caunedo, exalcalde y actual portavoz del Grupo Municipal Popular y en la que el también exregidor y actual delegado de Gobierno, Gabino de Lorenzo, declinó personarse porque, según dijo entonces, la ley no le «obliga».

Las conclusiones se aprobarán dentro de dos meses, como explicó a la salida el edil de Ciudadanos y vicepresidente de la comisión, Luis Pacho. La vicealcaldesa, por su parte, había avanzado a la entrada que posteriormente se llevarán al Pleno para su aprobación.

Las conclusiones se aprobarán el 26 de septiembre y se remitirán al juzgado

El Ayuntamiento, una vez aprobadas las conclusiones y como ya se hizo con las de la comisión de investigación de la 'operación de los palacios' en su momento, las remitirá al juzgado pertinente. La jueza Pilar de Lara recibirá toda la información recabada acerca de si la devolución del aval del contrato de recaudación a Tribugest, la filial de Aquagest, se hizo a sabiendas de que la empresa no cumplía con sus obligaciones. Y si Caunedo, entonces concejal delegado de Hacienda era sabedor o instigó la operación presionando a algún funcionario municipal.

«No orientó» ientó»

O no, como sostuvo el popular Gerardo Antuña que criticó un supuesto carácter 'publicístico' de la comisión que va más allá de esclarecer el ilícito, si lo hubiera. «Las conclusiones de esta comisión están claras. A pesar de las presiones por parte de la presidencia, todas las comparecencias, sin excepción, han confirmado lo que Agustín Iglesias Caunedo ha dicho desde el principio», explicó el portavoz adjunto. Según el PP, Caunedo «nunca presionó ni orientó a ningún funcionario en la redacción de informes».

Antuña explicó que los populares no se han opuesto a la comisión y que, sin embargo, no aceptan una deriva hacia «lo que sus promotores querían y han perseguido con sus interrogatorios, porque la verdad es otra». Según él, con Tribugest «se hizo lo que los técnicos recomendaron en sus informes». «Cualquier otra conclusión, será falsa, y a los testimonios que todos han podido ver me remito. Sería sorprendente que lo que prepare la presidencia vaya en otro sentido», sentenció.

Fotos

Vídeos