«Es demasiado», dice el periodista Sid Lowe, elegido pregonero de San Mateo

El periodista británico Sid Lowe con el carné del Oviedo. / E. C.

Las capitanas del Oviedo Moderno y el Ansa Balonmano lanzarán el chupinazo el próximo 15 de septiembre desde el balcón consistorial

JUAN CARLOS ABAD OVIEDO.

Lo que era un secreto a voces se confirmó ayer: el corresponsal deportivo en España del periódico británico 'The Guardian', Sid Lowe, será el pregonero de San Mateo 2017. Así lo anunció ayer la Sociedad Ovetense de Festejos una vez que decidió por unanimidad que la iniciativa de la plataforma Real Oviedo World Fan Club, que había reunido 1.542 firmas en apoyo de esta candidatura, era la más indicada para dar comienzo el próximo 15 de septiembre a las fiestas mateínas.

Tras conocerse la designación, Lowe explicó a EL COMERCIO, entre halagado y avergonzado por las muestras de cariño y la responsabilidad, que «desde que empezó a moverse la iniciativa casi rezaba para que no saliese porque no lo merezco, me parece que es demasiado».

Lowe llegó a Oviedo para estudiar con una beca Erasmus en 1996 «el año de Bobby Robson en el Barça, en el que nos mantuvimos con facilidad», recuerda, y siempre ha mantenido vínculos con el club carbayón y con la ciudad. Sobre todo a raíz de su apoyo durante la ampliación de capital que realizó el Real Oviedo en 2012 cuando publicó un mensaje en redes sociales animando a comprar acciones para salvar al club. Se logró así que se alcanzaran los dos millones de euros en acciones entre aficionados internacionales y nacionales del club.

«Es muy difícil de expresar la manera de agradecer lo que me da la gente», abundó un Lowe que en su estancia ovetense tuvo su base de operaciones juveniles en la calle 9 de mayo junto a Salesas.

«De la ciudad, al final me quedo con la gente. Aquel fue un año de estudiar, jugar al fútbol en el Grisú en regional», rememora. Recuerdos de una ciudad que le abrió las puertas como a tantos de muchos de los jóvenes que aprovechan para no quedar encerrados en su piso de estudiantes y «pasear por la zona del casco antiguo, salir de copas, comer por el centro...». Y acudir al Tartiere, claro.

Acerca del discurso protocolario con el que tendrá que dar el pitido inicial a las fiestas de San Mateo reconoce que «todavía estoy en plan que no se muy bien qué decir. He hablado con amigos que me han dado el consejo de que si saco lo que tengo dentro, con honestidad y sinceridad, seguro que es válido. Miraré algún discurso anterior y pensaré en función de eso, con ese marco, en la relación con la ciudad y la importancia del club y lo que simboliza para mí y toda la gente de Oviedo. A bote pronto digo que espero que no sea demasiado pesado».

Además, ayer también se conoció que las encargadas de lanzar el chupinazo desde el balcón del Ayuntamiento durante la apertura de las fiestas serán las capitanas del Oviedo Moderno de Fútbol Femenino y Ansa Balonmano Oviedo Femenino.

Fotos

Vídeos