«El VIH no entiende de grupos de riesgo»

Un voluntario explica la prueba de detección rápida del VIH. /  MARIO ROJAS
Un voluntario explica la prueba de detección rápida del VIH. / MARIO ROJAS

El Comité Ciudadano Anti Sida realiza pruebas rápidas de detección del virusLa Concejalía de Juventud organiza actividades para concienciar sobre el sida y tabaquismo en la Facultad de Derecho por el Día Mundial de la Salud

JUAN CARLOS ABAD OVIEDO.

La Organización Mundial de la Salud calcula que un 40% de las personas portadoras del VIH lo desconocen. En España, de una población estimada de 150.000 infectados, habría unos 30.000 positivos sin diagnosticar. Ayer, con motivo del Día Mundial de la Salud, el Comité Ciudadano Anti Sida de Asturias (Ccasipa) promocionó la prueba rápida para la detección del virus en la Facultad de Derecho de la Universidad de Oviedo.

En colaboración con la Concejalía de Juventud y el Plan Municipal sobre Drogas , los voluntarios dispusieron de una mesa informativa en la que se repartieron preservativos y se practicó la prueba de detección rápida a todo aquel estudiante que quisiera hacerlo -en total intimidad y anonimato-. Todo, porque el desconocimiento y el estigma, tras la alarma de la pandemia en décadas pasadas, sigue siendo el sino de los portadores y de quien cae en prácticas de riesgo.

«Hemos pasado de una época en la que el VIH era igual a sida y sida igual a muerte, a un momento en el que parece que el VIH no existe», explicó María Dolores Fernández, una de las responsables del Comité Ciudadano Anti Sida de Asturias. Sobre todo porque «los medios no hablan prácticamente de él y ya no se sacan campañas. Hay que seguir trabajando para seguir formando a la población de que el VIH es una infección crónica y fundamentalmente de transmisión sexual», añadió.

«Cualquier persona que tiene prácticas de riesgo puede exponerse a una infección. El VIH no entiendo de los mal llamados grupos de riesgo, simplemente de prácticas de riesgo», agregó Fernández. La prueba de detección rápida, mediante la saliva, comenzó a hacerse en Asturias en 2016 y tras 450 muestras practicadas, el comité Anti Sida ha registrado 10 positivos «un porcentaje alto», indicaron. Aparte de este modo de detección, existen diez farmacias en las ocho áreas sanitarias en las que se realiza la prueba mediante análisis sanguíneo.

Por otro lado, la Unidad de Tabaquismo de Ventanielles realizó cooximetrías (pruebas que permiten medir la cantidad de monóxido de carbono de personas fumadoras) para concienciar de los perjuicios del tabaco. Como nota positiva, a primera hora de la manaña, ninguna de las 50 personas que desayunaban en la cafetería eran fumadoras.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos