«Las fiestas de Santullano no son conflictivas»

Vecinos de Las Regueras junto a los miembros de la comisión de fiestas.
Vecinos de Las Regueras junto a los miembros de la comisión de fiestas. / HUGO ÁLVAREZ

Dos asociaciones de Las Regueras muestran su apoyo a los promotores de los festejos pese al altercado con un vecino | Condenan los hechos ocurridos el martes de madrugada, cuando un centenar de personas bordearon una casa y tiraron botellas

ROSALÍA AGUDÍN OVIEDO.

Unidos contra la adversidad. De esta forma se mostraron ayer la asociación Pación y la peña Azul de Las Regueras, después de que las fiestas patronales no acabasen de la forma deseada. Los vecinos Ángel Gómez y Marta Fernández llamaron a la Guardia Civil en dos ocasiones para quejarse de que estaban tirando voladores cerca de su casa y un centenar de personas rodearon la vivienda, además de tirarles «botellas de sidra y botes de gas». También pidieron al delegado del Gobierno en Asturias, Gabino de Lorenzo, que prohiba estos festejos

Ante esta situación, los colectivos defendieron ayer a la comisión que organiza cada agosto estas celebraciones. A través de una nota de prensa afirmaron que las fiestas no son ni mucho menos «conflictivas. Los hechos que se produjeron el martes de madrugada son excepcionales y no deben alterar el buen hacer, ya que la armonía reina año tras año», destacó Ana Areces, presidenta de Pación, que organiza cada año la carrera San Silvestre o la Foguera de San Xuan.

Además, animó a los miembros de esta entidad a proseguir con su trabajo y esperó que el próximo año la música vuelva al prau anexo al colegio: «Queremos que los integrantes de este colectivo sigan realizando su trabajo como hasta ahora y les trasladamos todo nuestro aliento en estos momentos difíciles». Las buenas palabras no acabaron aquí y se pusieron a «su disposición para colaborar en futuras ediciones de los festejos».

En este sentido, la peña Azul de Las Regueras condenó los altercados que se vivieron el martes y al mismo tiempo se puso «a disposición» de los miembros de este colectivo para una futura colaboración.

El día de después

A pesar de que ayer Santullano recuperó la calma tras un ajetreado martes con cruce de acusaciones entre la comisión de fiestas y los vecinos Ángel Gómez y Marta Fernández, la Guardia Civil volvió ayer por la mañana a la localidad. Según informaron fuentes próximas, los agentes fueron por allí para hacer el recorrido normal y no porque recibiesen ningún tipo de denuncia.

Además, las parodias sobre este conflicto invadieron las redes sociales de los habitantes del concejo a lo largo de la tarde.

Fotos

Vídeos