La Fundación Municipal de Cultura asumirá los eventos que organiza la SOF en 2018

La pista de hielo gestionada por la SOF la Navidad pasada. / PIÑA
La pista de hielo gestionada por la SOF la Navidad pasada. / PIÑA

«El gobierno quiere que las fiestas sigan siendo públicas y para eso va a habilitar medios y personal en la fundación», asegura Sánchez Ramos

G. D.-R. / D. L. OVIEDO.

La incógnita sobre el futuro de la septuagenaria SOF (Sociedad Ovetense de Festejos) a partir del año que viene, y por consiguiente, la organización de las fiestas de San Mateo y demás eventos de la ciudad, ya está resuelta. Según avanzó el concejal de Festejos, Roberto Sánchez Ramos 'Rivi', será la Fundación Municipal de Cultura (FMC), dependiente del Ayuntamiento, quien asumirá la gestión.

El equipo de gobierno decidió el pasado verano rescindir, con fecha de 1 de enero de 2018, el convenio del Consistorio con la SOF después de que el secretario municipal lo calificase como «no conforme a derecho». De acuerdo con el funcionario, tras los cambios normativos del primer Gobierno de Rajoy, ya no se podía encargar, con su correspondiente contraprestación económica, a la SOF que organizase las fiestas. Ahora, afirmó 'Rivi', «la idea es que esté la SOF hasta el 31 de diciembre y el 1 de enero asuma los contratos y todo lo demás la fundación».

«El gobierno tiene la intención de que las fiestas sigan siendo públicas y para eso va a habilitar medios y personal en la Fundación Municipal de Cultura», aseveró el edil. Además, aunque los informes jurídicos no lo ven necesario, «vamos a reformar los estatutos de la FMC, que lo tenemos pendiente desde hace meses, para darle mayor agilidad, eliminar la figura del gerente y hacerla más activa y más activa».

La FMC deberá afrontar esta misión con una plantilla reducida y con varias bajas, circunstancia, que ya dificultó la celebración de la Noche Blanca en esta edición. Será difícil, debido a «las leyes de Montoro», como suele quejarse el equipo de gobierno, convocar nuevas plazas; pero tampoco será sencillo mover de otros departamentos un personal que siempre les resulta escaso.

Los contratos de festejos también se mirarán ahora con lupa, al estar sometidos a la legislación del sector público. Ya no se podrán trocear un contrato como pasó el año pasado, por ejemplo, con las luces de Navidad.

Aunque la SOF deba disolverla formalmente una asamblea extraordinaria de socios, la falta de financiación municipal dejará a la entidad herida de muerte. El análisis de 'Rivi' es que «la SOF se la ha cargado el PP. Lleva a los tribunales a quienes seguimos apostando por ella». «Había un acuerdo por el que teníamos un consenso» sobre la organización de los festejos, lamentó.

Queda en el aire también el futuro de los ocho trabajadores de la SOF. El secretario ya ha indicado en un informe que, legalmente, el Ayuntamiento no puede subrogarlos. No obstante, podría repetirse la situación de la remunicipalizada recaudación, que demandaron al Ayuntamiento, ganaron y obtuvieron un puesto en el mismo.

Fotos

Vídeos