El meteorólogo Pedro Mateo ya tiene su propia calle en El Cristo

La viuda, María Ángeles Martínez, y el alcalde durante el acto.
La viuda, María Ángeles Martínez, y el alcalde durante el acto. / P. L.

Impulsó las estaciones meteorológicas de Oviedo, Gijón y el Aeropuerto de Asturias y su legado sigue vivo en la sede de la AEMET

ROSALÍA AGUDÍNOVIEDO.

El meteorólogo Pedro Mateo fallecía hace 22 años. Dejaba atrás un legado que aún está presente en la delegación territorial de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) de El Cristo, sin embargo los ovetenses no le habían hecho un reconocimiento público. Hasta ayer. La calle por la que se accede a la biblioteca de Ciencias Jurídico Sociales de la Universidad de Oviedo llevará a partir de ahora su nombre y servirá para recordar el esfuerzo que hizo para que esta ciencia calase en la sociedad. A este acto acudieron representantes de todos los grupos políticos, excepto de Ciudadanos, y durante los discursos el alcalde, Wenceslao López, afirmó que hoy en día «estamos acostumbrados a mirar en el móvil el tiempo que va a hacer, sin embargo hace cuarenta años la situación era bien distinta».

Mateo fue el impulsor de las estaciones meteorológicas de Oviedo, Gijón y el Aeropuerto de Asturias y las primeras mediciones que se realizaron en la capital del Principado fueron desde la antigua torre del Edificio Histórico, según relató durante el acto el rector de la Universidad, Santiago García Granda. Después fueron trasladadas a la nueva espadaña y ahora están en El Cristo, añadió.

El acto también sirvió para que el alcalde enviase un recuerdo a las ciudades afectadas por el huracán Irma y envió un cálido saludo a los habitantes de Tampa (Florida) y Santa Clara (Cuba), localidades hermanadas con Oviedo.

Temas

Oviedo

Fotos

Vídeos