El patio de la escuela infantil de Colloto reabre tras la instalación del nuevo cierre

La zona de juegos llevaba clausurada desde que en enero se encontraron lombrices en deposiciones de gatos

J. C. A. OVIEDO.

Los alumnos de la escuela infantil de Colloto podrán disfrutar de nuevo hoy del patio, si la climatología lo permite, tras más de un mes sin poder hacerlo. El pasado 18 de enero, la Concejalía de Educación y la dirección del centro emitieron un informe al encontrar restos de parásitos, lombrices, en excrementos y vómitos de los gatos que habitualmente se colaban en la zona de juegos de los niños. Ya no lo harán, espera, la concejala del ramo, Mercedes González, que explicó que «el viernes finalizaron los trabajos en el nuevo cierre, además de unas mejoras que se hicieron en el pavimento en el que se repusieron baldosines que faltaban».

Luchar contra la naturaleza de los felinos, que se colaban entre los barrotes de madera que protegen la instalación, obligó al consistorio a disponer de una malla adicional que les impida el paso a partir de ahora.

El viernes pasado, González se reunió con ocho familias para explicarles «por qué se tomó la decisión y cómo se ha llevado el proceso». «Estamos vigilantes, no obstante, de que con estas medidas no se repita el problema y que los gatos no vuelvan a entrar para que los niños salgan a jugar sin problemas a partir del lunes», añadió la edil.

Todo, porque los gatos tienen dueña. «Ya estuvo más veces advertida por la Policía», comentó la concejala, «de que no puede tener a los animales en esas condiciones», al tiempo que avanzó que también se va a vigilar desde el Consistorio el foco del problema. «Esperemos que no, pero si se repite, las familias pueden poner una queja por registro y una denuncia por la presencia de los animales fuera del domicilio», señaló.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos