Planean colocar desfibriladores en coches policiales y en sedes municipales

G. D. -R. OVIEDO.

Una mujer falleció el miércoles en el HUCA tras sufrir un infarto en la plaza del Ayuntamiento. Las personas que auxiliaron a A. F. F. tras desplomarse, entre ellas una doctora en Medicina, pidieron ayuda y un desfibrilador en la Casa Consistorial y descubrieron que no lo hay. Lo habrá. Fuentes municipales explicaron que estaba prevista la instalación de nueve aparatos de reanimación cardiaca: dos para el edificio de Seguridad Ciudadana, uno para las Consistoriales y seis para llevar a bordo de otros tantos coche patrulla de la Policía Local.

En principio, la adquisición se iba a tramitar dentro del contrato de mejora de la seguridad en edificios municipales para colocar cámaras de seguridad después de las intrusiones en el despacho del interventor o del robo de documentación en el de Ana Taboada. Para acortar los plazos, el equipo de gobierno estudia ahora la posibilidad de adquirir los equipos a través de un contrato menor, según confirmaron fuentes oficiales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos