El Pleno insta a Defensa a devolver a la ciudad los terrenos de la fábrica de La Vega

Caunedo considera la propuesta «una barbaridad» y también la admisión de que el ministerio es dueño de dos tercios del suelo

GONZALO DÍAZ-RUBÍN

El Pleno del Ayuntamiento de Oviedo acordó ayer pedir al Ministerio de Defensa que «inicie los trámites legales oportunos para la reversión de los terrenos de la fábrica de armas de La Vega». Lo hizo con el voto a favor del gobierno y Ciudadanos y la oposición del PP. Su portavoz, Agustín Iglesias Caunedo, consideró la propuesta «una barbaridad» a una semana del encuentro del alcalde con la titular del departamento, María Dolores de Cospedal, y también la admisión de que el Ministerio tiene derechos sobre más de dos tercios del recinto fabril, cerrado en 2012.

El debate cerró un Pleno extenso, cuatro horas largas, menos áspero que los anteriores y extraño: el PP sacó adelante cinco propuestas propias, cierto que todas enmendadas por el equipo de gobierno y en la que los populares evitaron la tentación, casi una tradición ya, de repartir alguna colleja a Ciudadanos. Votaron juntos en todos los asuntos, salvo en la proposición de urgencia sobre La Vega y aún así, el concejal naranja Luis Zaragoza se alineó con Caunedo en sus críticas a las dos varas de medir: una para El Cristo y el Principado y otra para La Vega y Defensa.

Extraño también debatir por urgencia una propuesta así, que «trasciende incluso el mandato de un equipo de gobierno», según el alcalde, Wenceslao López. La portavoz socialista, Ana Rivas, lo justificó ante la imposibilidad de cerrar «una declaración institucional» y la conveniencia de llevar una postura clara ante la inminencia de la reunión con Cospedal.

El alcalde hizo un repaso de la situación, de la posición estratégica de «dos espacios que han quedado recientemente sin uso», El Cristo y La Vega. Dio por encauzado el primero, con el convenio con el Principado, pero señaló que «La Vega es una asignatura pendiente». Expuso que desde su llegada a la Alcaldía, «habíamos acercado posturas, dado pasos para crear un grupo de trabajo», pero que las elecciones y el cambio de gobierno frenaron los avances. Defendió que «este Ayuntamiento no puede renunciar a los derechos históricos sobre esos terrenos» y que «estamos obligados a poner todos los argumentos legales para que un elemento que fue cedido hace 160 años con un único fin, una fábrica de armas», vuelva a la ciudad. «Al menos, el núcleo original, unos 20.000 metros en la parte más patrimonial», afirmó y señaló que así lo señalan los dictámenes previos que ha encargado el equipo de gobierno. También sostuvo que la renuncia municipal a esos espacios «de más de siglo y medio también genera unos derechos a una compensación» por parte de Defensa.

En cualquier caso, el objetivo de la proposición es crear un grupo de trabajo en el que las dos administraciones pongan sobre la mesa sus derechos a los terrenos y «después negociar». «Es un plan de mínimos, no de máximos. También nosotros podemos imponer una decisión sobre los usos, pero no queremos llegar a eso», advirtió.

En la misma línea, Roberto Sánchez Ramos insistió en que «a nadie se le escapa que vamos a tener que negociar y llegar a acuerdos». Más agresiva la líder de Somos defendió el «derecho del pueblo de Oviedo frente a la desmemoria de Defensa» y pidió la implicación del PP local: «No nos vale que su amor por Oviedo se quede en una declaración institucional, vayan más allá, la defensa de La Vega está más allá de cuestiones políticas», pidió.

Oposición del PP

La postura del PP la fijó su portavoz. Prueba de la importancia que da al asunto. Caunedo recordó que hace dos años por «unanimidad de este Pleno y con el Principado» se puso en marcha una mesa técnica para definir el futuro de La Vega y El Cristo porque, citando a la dimitida consejera Belén Fernández, no se podían desligar. «Recuerde que no son dos cosas distintas, son espacios que han de tener una actuación coordinada. Esta solución no va a venir de su mano. En El Cristo, el objetivo es sacar tajada. Especular, ¿por qué no se hace lo mismo en La Vega? Abajo, la caja la hacemos consiguiendo de balde los terrenos», criticó y recordó que «legalmente no es posible ceder los terrenos».

Zaragoza coincidió: «En El Cristo se busca completar el pelotazo diseñado con el traslado del Hospital» y limitó su apoyo a «defender los derechos de los ovetenses impulsando el diálogo entre instituciones» no la confrontación.

Fotos

Vídeos