PSOE y PP, dispuestos a modificar el reglamento orgánico del Pleno

Una imagen de una sesión plenaria.
Una imagen de una sesión plenaria. / M. ROJAS

Los socialistas están «abiertos» a la revisión de la norma y los populares proponen una resolución de la Alcaldía consensuada

R. AGUDÍN / C. PÉREZ OVIEDO.

La caña la tiró el grupo municipal de Ciudadanos con la propuesta de cambiar el reglamento del Pleno para limitar el tiempo de debate de las mociones entre los grupos municipales y el cebo lo mordieron tanto el PSOE como el Partido Popular. El resto de grupos municipales, es decir Somos e Izquierda Unida evitaron picar el anzuelo, de momento y eludieron pronunciarse.

La propuesta de Luis Pacho obtuvo respuesta de la concejala de Infraestructuras, Ana Rivas. La portavoz socialista aseguró que el reglamento actual del Pleno está diseñado para un gobierno con «mayoría absoluta» que habría que «adaptar» a gobiernos conformados por varios partidos políticos. «Estamos abiertos a la revisión», aseguró la edil. En cuanto a que solo haya un portavoz por grupo para debatir las mociones presentadas, como así propone Ciudadanos, Ana Rivas aseguró que «eso ya se está haciendo». Para añadir, a renglón seguido, que otra cosa son las mociones presentadas como grupo municipal y no como gobierno.

El Partido Popular también abogó por un cambio en el reglamento orgánico del Pleno que «debe modificarse en algunos aspectos», aseguró el portavoz adjunto del grupo municipal del Partido Popular.

Gerardo Antuña esgrimió, a través de una nota de prensa, que una posible modificación requeriría un «largo» y «complejo» procedimiento que podría solventarse mediante una resolución de la Alcaldía consensuada con todos los grupos municipales con el objetivo de adaptarla a un Ayuntamiento compuesto por cinco grupos municipales. «Puesto que se trata de agilizar los debates plenarios a corto e inmediato plazo, entre otras cuestiones importantes, el recurso a una Resolución que el Alcalde podría consensuar con los grupos sería el paso previo a una modificación más detenida y completa del conjunto del reglamento orgánico», expuso Antuña.

Las propuestas

La iniciativa de Ciudadanos para modificar el reglamento orgánico del Pleno del Ayuntamiento también recoge la propuesta de crear un turno de ruegos y preguntas para las asociaciones y las personas implicadas en los puntos a tratar en las sesiones de los plenos ordinarios. Además, Luis Pacho defiende limitar los debates de política internacional porque considera que el órgano local «no es el lugar adecuado» para hablar de lo que pasa fuera de España a no ser que se traten temas de cooperación.

Otro de los puntos que cabrían en esa modificación plenaria hace referencia a los turnos de palabra. El reglamento dice que cada grupo municipal dispone de dos turnos de intervención, excepto el proponente que cuenta con tres, al cerrar el debate, pero no se especifica el orden de palabra. Ciudadanos defiende que se establezca cuándo debe hablar cada partido.

A estas propuestas también se suma la puesta en marcha de un debate sobre el estado de la ciudad de la que la edil Ana Rivas aseguró «no hay problema» para su creación. Además, Ciudadanos ha propuesto la creación de una comisión permanente que analice el cumplimiento de los acuerdos plenarios, pues varias reclamaciones a otras administraciones no han tenido efecto.

Temas

Oviedo

Fotos

Vídeos