El PP reclama al gobierno local que solucione ya la falta de accesibilidad

Eduardo Llano y Marcos Gómez, en un paso sin rebaje. / HUGO ÁLVAREZ

«Si una obra está mal ejecutada, es como si no estuviera hecha»

M. ACEBAL OVIEDO.

Marcos Gómez Gallego, vecino de La Corredoria, no puede cruzar ciertas calles del barrio por la inexistencia de rebajes en los bordillos de los pasos de peatones. Es decir, la acera no disminuye su altura para facilitar el paso de aquellos que van en silla de ruedas, con carricoches, o para los ancianos.

Oviedo sigue teniendo algunas asignaturas pendientes sobre la accesibilidad. El PP aseguró ayer que durante el mandato de Agustín Iglesias Caunedo se realizó un proyecto para eliminar todas las barreras arquitectónicas de la ciudad pero con el cambio de gobierno, el tripartito «dejó el proyecto en un cajón, y tras dos años lo acaba de recuperar hace tres meses», afirmó Eduardo Llano, edil de Grupo Popular, quien denunció la situación.

A día de hoy, de unos 220 rebajes, 50 ó 60 están mal hechos, según sus datos. «Si una obra está mal ejecutada, es como si no estuviera hecha», expresó el edil al mencionar que los rebajes «han de estar a cota cero, sin un mínimo escalón».

Fotos

Vídeos