Sentido adiós a María Teresa Argüelles, «una gran mujer y gran cristiana»

Ignacio Vidau, presidente del TSJA, junto a sus familiares en el banco central, al inicio del funeral, concelebrado por Javier Suárez. /  M. R.
Ignacio Vidau, presidente del TSJA, junto a sus familiares en el banco central, al inicio del funeral, concelebrado por Javier Suárez. / M. R.

La basílica de San Juan se queda pequeña para despedir a la madre del presidente del Tribunal Superior de Justicia de Asturias, Ignacio Vidau

D. L. OVIEDO.

Puntualmente, cada tarde, María Teresa Argüelles Díaz acudía a la basílica de San Juan a rezar el rosario y asistir a misa. Y ayer fueron muchísimas las personas que abarrotaron templo, el 'segundo hogar' de María Teresa, para darle su último adiós. Falleció, puede decirse, repentinamente a los 90 años, ya que la muerte le sobrevino por una fatal caída en su domicilio.

Viuda del doctor Ignacio Vidau Fernández y madre del presidente del Tribunal Superior de Justicia de Asturias (TSJA), Ignacio Vidau Argüelles. María Teresa fue «una gran mujer y una gran cristiana», como destacó el párroco Javier Suárez, quien concelebró la misa funeral junto al párroco de San Francisco de Asís, Juan José Tuñón, y otros tres sacerdotes del Opus Dei, entre ellos el canónigo del hospital Monte Naranco.

Durante la homilía, resaltaron las virtudes de la fallecida, que además de dedicarse «a ser esposa, madre y ama de casa», con su comportamiento, «el mundo ha tenido más amor y bondad», por lo que «le damos las gracias por el ejemplo para todos que fue su vida».

Posteriormente, el párroco Javier Suárez leyó el pésame que el arzobispo de Oviedo envió al presidente del TSJA.

Nacida en Pravia, residió en Oviedo, donde era muy conocida y querida. Su esposo, fallecido en 2009, fue médico de la Seguridad Social y de la empresa Química del Nalón. Eran padres de cinco hijos. El primero en nacer fue el presidente del alto tribunal asturiano, y le siguieron María Teresa, José, María, Pedro y Santiago, quienes ayer recibieron las condolencias de numerosísimos ovetenses.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos