Suspenden temporalmente el juicio contra los Sandulache tras un «error humano»

Los acusados durante una de las sesiones celebradas en la Sección Segunda de la Audiencia Provicnial. /  LORENZANA
Los acusados durante una de las sesiones celebradas en la Sección Segunda de la Audiencia Provicnial. / LORENZANA

Se dio por válida la presencia de dos jueces suplentes en la mesa del tribunal cuando la ley solo permite una suplencia

CECILIA PÉREZ OVIEDO.

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial tenía previsto continuar este viernes con la quinta sesión del juicio contra los hermanos Sandulache, acusados de liderar una de las redes de explotación sexual y prostitución «más activas» en Asturias. No se celebrará. Ni esa ni las tres jornadas siguientes fechadas para el mes de marzo. El juicio ha quedado suspendido y anuladas las declaraciones recogidas durante las cuatro vistas celebradas desde que se iniciara el procedimiento judicial, el pasado 5 de febrero.

Un varapalo debido a un «error» en la composición de la mesa del tribunal. Se da la circunstancia que en ella figuran dos jueces suplentes cuando por ley, para dictar sentencia, sólo uno de los tres magistrados que lo componen puede ejercer la suplencia.

Una providencia de la magistrada Covadonga Díaz dictada este mismo lunes recoge ese fallo que ha desembocado en la suspensión de la vista oral. Ayer se lo comunicaron a todas las partes implicadas en el procedimiento judicial. A Judit Gómez, letrada de una de las acusadas que también fue víctima de la red de prostitución, la resolución le ha caído como un jarro de agua fría: «Esto supondrá volver a empezar de cero y será una tortura para ellas». Se refiere a su representada pero también a las testigos y víctimas de la trata de seres humanos que ante el temor de tener que revivir de nuevo la situación puedan declinar en volver a declarar en sede judicial.

Según ha podido saber este periódico el fallo en la composición de la mesa del tribunal se debió a un «error humano» que se ha tildado de auténtica «excepcionalidad». La Sección Segunda de la Audiencia Provincial cuenta con cuatro magistrados y funciona con tres. En este juicio, se dio la circunstancia que dos de los jueces estaban de baja por enfermedad. De los otros dos que quedaban libres, una de las magistradas no podía actuar en sala porque fue la instructora del caso por lo que se recurrió a dos suplentes. «Esta circunstancia es excepcional porque nunca se ha dado el caso», según explicaron a este diario. Tan excepcional que se pasó por alto el artículo 200.2 de la Ley Orgánica del Poder Judicial que recoge que «nunca se pueda concurrir a formar sala más de un magistrado suplente».

Un despiste que pone el foco en la escasez de magistrados con los que cuenta la Audiencia Provincial y en que «se intentó celebrar el juicio a toda costa». Con todo, fuentes consultadas por este periódico aseguraron que de suspenderse, mejor haberlo hecho ahora que dejar que se celebraran todas las sesiones pendientes y anularlo después de dictar sentencia, un procedimiento que acabaría en el Tribunal Supremo y con una posible indemnización a los acusados.

Ahora está pendiente que se señale una nueva fecha para iniciar de nuevo este procedimiento judicial. En principio, y atendiendo a que una de las magistradas que se encontraba de baja ya se ha reincorporado, no se prevé mucha tardanza.

El procedimiento judicial suspendido enjuiciaba a seis acusados por un delito de tráfico de seres humanos y blanqueo de capitales. Los líderes de la red criminal son los hermanos Sandulache para los que la Fiscalía pedía más de doscientos años de cárcel. Más de 600 para todos los procesados.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos