«Tino era mundial, lo máximo»

Amigos y fans de Casal llenan el Filarmónica para recaudar fondos para su estatua

«Tino era mundial, lo máximo»
D. LUMBRERAS OVIEDO.

'Quería beber'. El tema de Boulevar Clandestino, con voz oscura y que habla de la juerga, fue el comienzo perfecto para el concierto para recaudar fondos para la estatua de Tino Casal, que ayer prácticamente llenó el teatro Filarmónica de Oviedo. Fue un recital dinámico, con tres presentadores y un público entregado que cantó canciones muy diversas: desde el 'Volaré' de José Luis 'Luky' hasta el rock clásico de Franky y Rubinsound, Niti Colsa o Los de Siempre.

Covadonga de la Rúa protagonizó un momento emotivo cuando, tras cantar 'El guardaespaldas' se cambió y cantó 'Eloise'. «Es una noche más especial, vamos a conseguirlo. Tino no pasa nunca de moda», comentó. El veterano José Miguel Díaz, de Los Linces, recordó cuando tocaba con Casal en el Blue Moon de Salinas: «En 1968 su canción favorita era 'Estas botas son para caminar, la popularizó Nasi Sinatra'.

Entre el público había mucho veterano, pero también gente joven y hasta amigos que compartieron muchos momentos del cantante. Como Mari Ángeles Castañón, que lo recibió en casa muchas veces al ser compañero de mili de su marido: «Era mundial, lo máximo, un artista. El concierto está muy bien, a ver si sale adelante la estatua».

La organización y la familia aplaudieron la buena entrada. «Estoy encantada, la acogida de la gente es lo que más me emociona», aseguró la hermana de Tino, Conchita Casal. Víctor González, primo del rey del 'glam', reconoció que la recaudación recibe «un empujón, pero nos falta. Con esto conseguimos la mitad». Quedan 10.000 euros para que la efigie de Casal en Palacio Valdés sea una realidad.

Sin tiempo para más, veintiocho actuaciones ocuparon las tres horas de concierto, con un descanso por el medio para sortear un fular de Moschino que perteneció al cantante. El productor, Juan Taboada, anticipó más conciertos con quienes no pudieron tocar.

Cerró la noche Ángel Jiménez a la guitarra con un tema de otra grande muerta demasiado joven, Cecilia: 'Un ramito de violetas'.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos