El turno de oficio en violencia de género cuenta con más demanda que abogados

Los letrados José Carlos Villa, Isabel López, Eulalio Llaneza y Lorena Fernández en la sede del Colegio de Abogados de Oviedo. / ALEX PIÑA
Los letrados José Carlos Villa, Isabel López, Eulalio Llaneza y Lorena Fernández en la sede del Colegio de Abogados de Oviedo. / ALEX PIÑA

Los letrados de este servicio especializado están «superados» y urgen más personal para atender todos los casos que reciben

CECILIA PÉREZ OVIEDO.

El turno de oficio de Oviedo concentró, durante el pasado año, el 67% del gasto destinado a la justicia gratuita en Asturias. En cifras, 3,7 millones de euros de los 5,5 que la administración invirtió en el territorio regional. El pasado mes de mayo, el Consejo de Gobierno del Principado aprobó un gasto de 777.100 euros para el abono de las subvenciones a los abogados del servicio de justicia gratuita del Ilustre Colegio de Abogados de Oviedo. Corresponde al primer trimestre del año. Con todo, el dinero no es suficiente.

Hay servicios del turno de oficio que no se prestan porque no hay partida presupuestaria para ello, como los especializados en menores y servicios penitenciarios. Otros, sí tienen presupuesto pero necesitan más personal: es el caso del de violencia de género, implantado hace dieciséis años.

1.166
Son los profesionales que atienden al turno de oficio en el Colegio de Abogados de Oviedo.
10.915
Solicitudes de justicia gratuita fueron atendidas por el turno de oficio durante 2016.
487
Letrados conforman el turno especializado en violencia de género.
615
Fueron las asistencias tramitadas por el turno especializado en violencia de género en 2016.
5.144
Detenidos fueron asistidos por los profesionales del turno de oficio de Oviedo, que engloba a toda Asturias salvo Gijón y Villaviciosa.
5.184
Es el número de expedientes tramitados por el turno de oficio de Oviedo durante el primer semestre de 2017.

Esta falta de presupuesto se ha reflejado en la imposibilidad que ha tenido el Colegio de Abogados de Oviedo de materializar dos de los tres nuevos turnos de oficio que tenía previsto formalizar durante 2016: el de extranjería, menores y el penitenciario. De los tres, solo se ha puesto en marcha el primero. Los otros esperan tiempos mejores. «No están funcionando porque dependen de la dotación presupuestaria que no ha llegado», explica Eulalio Llaneza, responsable del turno de oficio de Oviedo. La cuestión monetaria es la clave porque «profesionales hay suficientes», puntualiza. 1.166 letrados conforman el turno de oficio de Oviedo, que en 2016 recibió 10.915 solicitudes de justicia gratuita. Llaneza incide en la necesidad de estos «turnos especializados» para los que los profesionales ya han recibido la formación específica.

«En una ocasión tuve seis asistencias en una sola guardia», dice la letrada Isabel López«El dinero para el turno de menores y penitenciario no llegó», lamenta Eulalio Llaneza

La radiografía de los dos que están en funcionamiento, el de violencia de género y el de extranjería, representa situaciones contrapuestas. Este último lleva en funcionamiento desde hace casi un año. «Es un turno necesario que no está teniendo el volumen de asistencia que se preveía», detalla Isabel López, abogada de oficio de la demarcación de Oviedo, que extiende su ámbito de acción a toda Asturias a excepción de Gijón y Villaviciosa.

El problema radica en que no hay suficiente demanda ya que Oviedo no cuenta con un número de residentes extranjeros significativo. «Este tipo de turno está pensado para grandes ciudades», justifica López.

Todo lo contrario sucede con el turno especializado en violencia de género. Se puso en marcha en el año 2000 y a día de hoy cuenta con 487 abogados. Insuficientes. «Hay más demanda que letrados, nos vemos superados», se lamenta Isabel López. Este servicio se caracteriza por contar con una guardia única de veinticuatro horas. «En una ocasión tuve seis asistencias en una sola guardia», pone como ejemplo.

Idéntica situación se vive en el partido judicial de Pola de Siero. «Contamos con un solo abogado durante las veinticuatro horas de guardia», asegura José Carlos Villa, abogado del turno de oficio de Siero.

Los letrados que integran el turno especializado en violencia de género cobran disponibilidad, algo que no ocurre en el resto de servicios especializados. Y aquí entra en juego de nuevo la cuestión monetaria: «Meter un abogado más de guardia supone aumentar el gasto», pone de relieve Lorena Fernández, letrada del turno de oficio de Langreo-Pola de Laviana.

En 2016 el turno de oficio de Oviedo tramitó 615 asistencias a víctimas de violencia de género. «Es un turno que requiere más prisa tanto de la Policía Nacional como de los propios jueces», señala Eulalio Llaneza. En cuanto a los primeros, la prioridad radica en «asesorar a la víctima desde el mismo momento que interpone la denuncia», añade Lorena Fernández.

Buen funcionamiento

Ese asesoramiento repercute directamente en el proceso judicial. Antes, recuerda Llaneza, «las víctimas interponían la denuncia sin nuestra presencia y esto entorpecía luego el procedimiento judicial. Afortunadamente esto ha cambiado y mejorado».

A pesar de la necesidad de aumentar el número de recursos humanos para abordar toda la demanda que acumula este servicio especializado, el turno goza de muy buena salud. «Es el que mejor funciona porque la concienciación con el tema de la violencia de género es mayor por parte de todos los sectores implicados», elogia la letrada Isabel López. Solamente hace falta dinero para mejorar aún más y atender todos los casos que, lamentablemente, se producen en el área de violencia de género en el partido judicial.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos