La Universidad se extenderá en El Cristo con pisos de alumnos y un vivero de empresas

Una vista general del viejo HUCA. A la izquierda, el hospital general y, al lado, el edificio polivalente A. / PIÑA

El proyecto ganador del concurso de ideas prioriza los usos universitariosEn el nuevo diseño, las facultades ganarían diez mil metros cuadrados en el traslado al viejo HUCA

D. LUMBRERAS / L. MAYORDOMO / J. C. ABAD OVIEDO.

La Universidad de Oviedo ganará terreno en El Cristo con pisos para estudiantes, una biblioteca, un vivero para empresas y emprendedores, un centro de investigación, nuevos aularios, despachos y el traslado de todas las facultades menos la de Humanidades. En total, las facultades y servicios que se instalarían en el nuevo y ampliado campus del Cristo ocuparían una extensión cercana a los 71.000 metros cuadrados. Unos 10.000 más que los que disponen ahora mismo en sus diferentes ubicaciones. Así se contempla en 'Hucamp: La campa de todos', el proyecto ganador del concurso internacional de ideas para los terrenos del viejo HUCA, dirigido por el arquitecto Juan José Tur, Alexandra Delgado y el ovetense Daniel Cortizo.

Más noticias

De este modo, se cumple casi por completo la vieja ambición de la Universidad de reagrupar en El Cristo las facultades de Ciencias, Geología y Formación del Profesorado y Educación -ahora mismo en Llamaquique-, la Escuela de Ingeniería Informática y la de Medicina del Deporte -ubicadas en el campus de Los Catalanes-, la de Psicología -en El Antiguo- y la Escuela de Ingeniería de Minas, Energía y Materiales -en el centro de Oviedo-. Es decir, las de todos los campus excepto las de Humanidades, que seguirían en El Milán. El Vicerrectorado de Recursos Materiales y Tecnológicos así lo había pedido al equipo ganador del concurso de ideas en un documento remitido el pasado enero.

1
Traslado de campus universitarios. Concretamente, los de Llamaquique, el centro de Oviedo (centros de Psicología y Minas) y Los Catalanes.
2
Un centro de estudios de investigación vinculado a la empresa y un vivero para emprendedores.
3
Pisos para los alumnos de la Universidad y una residencia para estudiantes y ancianos.
4
Edificios con aulas y departamentos para las facultades ovetenses.
5
Un barrio autosuficiente, que produzca su propia energía y no emita dióxido de carbono a la atmósfera.
6
Dos nuevos centros de Formación Profesional, de Servicios y de la rama sanitaria.
7
Un paseo de ronda que una todos los edificios y distribuya la energía, con Camino de Agua incluido.
8
Senda cultural que conecte la nueva zona con el centro de la ciudad, el Campo de San Francisco y La Vega.

«La Universidad de Oviedo quiere seguir presente en el centro de la ciudad, pero el mantenimiento de los centros de enseñanza, alejados de otros centros con los que comparten profesorado, recursos materiales y, en algunos casos, incluso alumnos, es poco sostenible», fue uno de los argumentos esgrimidos por el vicerrectorado para hacer valer su planteamiento.

En dicho documento se contemplaban otras actuaciones que también han sido aceptadas por los autores de la propuesta bautizada como 'Hucamp: La campa de todos', y que supone una inversión de 12,5 millones de euros. En concreto, la de construir nuevos edificios departamentales y aularios para ciencias y ciencias sociales y para el Vicerrectorado de Estudiantes, que abandonaría su actual sede de la calle González Besada.

En los 19.700 metros cuadrados disponibles en el edificio de Maternidad se proyecta una gran biblioteca universitaria, abierta al público general, así como un centro de estudios de investigación vinculados a la empresa, que no tiene por qué ser exclusivo de la Universidad pero en el que sí tendría mucho que aportar. En los 'hongos', los edificios circulares obra del arquitecto Castelao, iría un vivero de empresas y de emprendimiento, donde los egresados podrían echar a andar sus proyectos.

En el edificio de Silicosis, y para dar respuesta en parte a las reivindicaciones de la Universidad de contar con más plazas de alojamiento en la capital, se proyecta una residencia intergeneracional en la que convivirían universitarios y ancianos (esa parte la gestionaría el ERA). Para ello habría que llevar a cabo una profunda rehabilitación del actual edificio, que cuenta con 13.500 metros cuadrados disponibles.

Se conservará el auditorio de la antigua Residencia para realizar un edificio nuevo. En él estará ubicado la Policía Nacional, que ahora posee un cuartel en Buenavista. El estudio de viabilidad del Principado también prevé diez mil metros cuadrados de aparcamientos en altura y otros seis mil para usos deportivos y hosteleros. Eso sí, no sobrevivirá el hospital general, en mal estado de conservación.

Dos centros de FP

Pero no sería esa la única opción de alojamiento que se plantea, ya que en la mitad de los 80.000 metros cuadrados de los terrenos del viejo HUCA destinados a usos residenciales en el proyecto, es decir, en la parte reservada para la construcción de vivienda libre, se dejaría espacio para desarrollar «soluciones habitacionales» para jóvenes. Planteamiento en el que encajaría la idea, ya expresada en varias ocasiones por el rector, de construir pisos para universitarios, independientes pero con servicios compartidos. Es un modelo distinto al del colegio mayor o residencia universitaria, que otorga más independencia a los estudiantes pero que, a la vez, favorece la convivencia. Fue lo que Santiago García Granda conoció mientras cursó los estudios de postgrado en Holanda y lo que considera que tendría mejor acogida entre los alumnos.

Al margen de la oferta académica y de alojamiento que la Universidad ganaría en esta zona, el proyecto de desarrollo para los terrenos del viejo HUCA también reserva espacio para dos nuevos centros integrados de Formación Profesional. El mayor sería el que englobaría los ciclos formativos de Servicios, que ocuparía una superficie de 20.000 metros cuadrados. El segundo sería el centro de estudios de la rama sanitaria, con 16.000 metros cuadrados.

Un nuevo barrio

El objetivo de 'Hucamp' es que El Cristo sea un barrio, además de universitario, ecológico, capaz de no emitir dióxido de carbono (CO2) y de autoabastecerse energéticamente con una central geotérmica combinada con energía solar y eólica. Así, se solucionarían las necesidades de calefacción, energía eléctrica y refrigeración.

La corriente se distribuiría a través de un paseo de ronda, con ocho metros de sección, que conectaría los edificios de la gran Campa en la que se convertirá el viejo HUCA de forma peatonal y ciclable (permitiendo el paso de emergencias y mercancías), tomando como modelo el paseo de los Álamos.

Este remozado El Cristo estaría atravesado por el 'Camino de Agua', un paseo peatonal entre Buenavista y la Universidad adosado a una vía de agua con meandros. Con el resto de la ciudad se uniría a través de una senda cultural (ciclista y a pie), que conectaría todo Oviedo de este a oeste pasando por Llamaquique, El Antiguo, el Campo de San Francisco o la fábrica de armas de La Vega. Algunas edificaciones, al estilo de los monumentos del Prerrománico, quedarían libres en el gran recinto como 'Joyas'.

Con todo, el proyecto tardará en realizarse. Aún es necesario que el Principado formalice el contrato con los ganadores y, a partir de entonces, estos tendrán un año para desarrollar su plan. La propuesta actual «será el punto de partida, que podrá variar las superficies asignadas a los usos, o incluso los edificios», explica Daniel Cortizo, arquitecto ovetense que participa en 'Hucamp'. «Será una labor de largo recorrido y esperamos que la ciudadanía la haga suya», añade.

Tur detalló que se comenzará «resolver los problemas de los vecinos», con los que se sentarán, junto con el Ayuntamiento, para debatir los usos provisionales de los terrenos, como el que ya se da en el parque del Truébano. Entre las primeras actuaciones estarán la instalación de un centro social integral para mayores y para jóvenes. También, dos escuelas infantiles de 0 a 3 años, que se ubicarán «una al lado de Silicosis y otra al lado de la plaza de toros».

Fotos

Vídeos