El Comercio

Turín, una ciudad a los pies de los Alpes

Panorámica de Turín (italia.it)
Panorámica de Turín (italia.it)
  • La capital del Piamonte italiano, región limítrofe con Francia y Suiza, cuyo máximo exponente es su belleza natural

Italia guarda rincones por descubrir, lugares de una belleza suprema que superan, en encanto, a los típicos destinos turísticos como Roma, Pisa, Venecia o Milán. La región del Piamonte, situada al norte del país hace frontera con Francia y Suiza, tomando costumbres y tradiciones de estos dos países vecinos. Su máximo valor es su entorno natural.

La cordillera de los Alpes dota de una hermosura única a sus pueblecitos con encanto que se integran a la perfección en el entorno. Un entorno repleto de valles y lagos donde se encuentran las montañas más altas del país y grandes glaciares, que ofrecen paisajes singulares.

Turín es la capital de la zona y una de las ciudades más importantes de Italia. Se presenta como una ciudad señorial típica del norte de Italia, ordenada y elegante. Intercala edificios modernos con monumentos históricos, transmite sobriedad y ofrece multitud de opciones de ocio. Cafeterías italianas clásicas y calles repletas de elegantes tiendas para ir de compras, como por ejemplo la Plaza de San Carlos y la Vía Romana. La moda es una de las atracciones del país transalpino.

Merece la pena visitar el Palacio Real, la primera residencia de los Saboya en el Piamonte. La Mole Antonelliana es otro de los recursos turísticos de la ciudad, imagen de la misma y una de las más representativas del país. Si tu pasión es el fútbol no puedes irte sin visitar el Juventus Stadium, uno de los más modernos de Europa, orgullo de los tifosi bianconeri de la Juve.

La catedral de San Giovanni Battista, la Plaza Castello o el Palacio Madama son otros de los enclaves básicos a tener en cuenta. Los coches de carreras y el chocolate son dos de las señas de identidad del Piamonte. Los viñedos pueblan las tierras llanas de la zona y generan vinos excepcionales, caldos que se pueden degustar en cualquiera de sus tradicionales trattorias junto a un buen plato de pasta.

Museos para todos los gustos

Entre los atractivos turísticos más destacados está el Museo Egipcio, un lugar que alberga la segunda colección más importante del mundo de piezas de la civilización que se desarrolló a orillas del río Nilo. Una parada obligatoria que impresiona y deja sin palabras.

Si eres amante de los coches no puedes perderte el Museo Nacional del Automóvil, un recorrido por la historia de los vehículos, destacando los de origen italiano, marcas como Ferrari, Lamborghini o Alfa Romeo, entre otros. Modelos poco vistos en las calles europeas y que miman con cuidado en una visita que puede llevarte dos horas.

Si tu pasión es el cine también tendrás un lugar en Turín, el Museo del Cine, divertido e interactivo. Muestra la historia de la producción cinematográfica, desde sus inicios hasta su consolidación como arte. Además, desde la azotea del edificio se puede disfrutar de unas magníficas vistas de la ciudad.

Temas