El Comercio

Fernando Lastra: «El PSOE ha tenido un mal resultado»

Es Fernando Lastra un político acostumbrado a medir sus palabras, a no excederse e ir más allá de donde quiere. Ayer no hizo falta que usara términos gruesos para que se entendiera su opinión sobre la forma en que su partido en el ámbito federal y en concreto el secretario general, Pedro Sánchez, está gestionando la situación. Preguntado por su valoración del resultado en Galicia y País Vasco, admitió que fue «malo», agregó que no reconocerlo sería un ejercicio de «cinismo inútil» y añadió que los electores han optado por las propuestas que encarnaban «la estabilidad, la rigurosidad, la seriedad y la gobernabilidad». Valores que, dio a entender, no representaba esta vez el PSOE.

El diagnóstico de Lastra tiene miga porque coincide con el que hicieron PP y Foro, que enmarcaron el triunfo de Alberto Núñez Feijóo en Galicia en la estabilidad y la moderación de su oferta política. Populares y foristas, eso sí, fueron más lejos para cargar contra Sánchez, a quien tanto Luis Venta, portavoz ayer de los primeros, como Cristina Coto en el caso de los segundos, instaron a asumir el dictamen de las urnas y facilitar el desbloqueo estatal.

A partir de ahí, lecturas varias. Desde IU, Gaspar Llamazares instó a la izquierda a «dejar los pulsos» y buscar acuerdos para evitar «poner la alfombra azul» a la derecha. Emilio León, de Podemos, presionó a Ciudadanos, «el menos interesado en que haya elecciones», para que tolere un hipotético acuerdo de PSOE y Podemos. Desde la formación naranja, Nicanor García admitió el mal resultado y urgió a PP y PSOE a pactar.