El Comercio

La madre del 'niño pintor' de Málaga: «Hoy es un día muy duro, pero no pierdo la esperanza»

Antonia Guevara, hoy
Antonia Guevara, hoy / Sur
  • La familia solicita que David Guerrero sea declarado como fallecido a efectos legales para desbloquear los bienes de su padre, que murió en octubre del año pasado, aunque el caso sigue abierto

Hoy, el Juzgado de Primera Instancia número 8 de Málaga acoge la comparecencia sobre la declaración del fallecimiento de David Guerrero, un trámite muy duro para Antonia Guevara, madre del niño pintor. En la Ciudad de la Justicia de Málaga, Antonia ha señalado: "Hoy es un dia muy duro", ya que "han sido 29 años de lucha incansable". "Este paso lo hemos tenido que dar por el fallecimiento de mi marido, pero no pierdo la esperanza de encontrarlo", ha afirmado Guevara a la vez que ha apuntado que la policia mantiene la investigacion abierta.

Estas han sido las palabras de la madre de David Guerrero, el conocido como 'el niño pintor' de Málga, que hace 29 años, el 6 de abril de 1987, salió de su casa para ir a una galería de arte donde exponían un cuadro suyo y a clases de pintura, para lo que debía coger un autobús de línea que lo llevara hasta el centro de la capital. Desde ese momento, no se ha vuelto a conocer su paradero. Tenía 13 años. Ahora tendría 43.

Hoy, el Juzgado de Primera Instancia número 8 de Málaga acoge una comparecencia sobre la declaración del fallecimiento de David Guerrero. Se trata de un expediente de jurisdicción voluntaria, tal y como está recogido en el Código Civil, en el que una parte solicita la declaración de fallecimiento de una persona desaparecida. Se trata de un trámite legal necesario, pero no por ello menos doloroso para su familia y sobre todo su madre Antonia Guevara, con el objeto de poder desbloquear los bienes de su marido, que falleció en octubre del año pasado, ya que David sigue siendo a día de hoy uno de los herederos.

El Boletín Oficial del Estado (BOE) del 4 de agosto pasado publicó un edicto de dicho juzgado en el que se ponía en conocimiento este expediente que se sigue a instancia de la madre del desaparecido, que salió de su casa en la capital el 6 de abril de 1987, momento desde el que no se tienen noticias, "ignorándose su paradero".

Caso abierto

Antes de esta comparecencia, por parte del juzgado se han publicado edictos anunciando el trámite por si alguien tiene datos sobre el desaparecido o conoce su paradero. Además, se mandó un oficio a la Policía por si había habido novedades en la búsqueda.

«Es un formalismo, porque todo está paralizado al seguir figurando como heredero. Y como tal, tiene que firmar para procederse al reparto de bienes», explicaba en su momento el abogado de la familia, José Javier Gallardo, quien puntualizaba que este trámite no conlleva el cierre del caso. Y así es, porque técnicamente la investigación sigue abierta.

Policialmente, el caso de David Guerrero está catalogado como uno de los más desconcertantes por las múltiples incógnitas y porque después de haber tirado de todos los hilos posibles (incluidos videntes) no se ha conseguido ninguna pista que permitiera al menos intuir qué le pudo pasar.

El caso sigue abierto en el Grupo de Homicidios de la Policía Nacional, que es el que investiga tanto las muertes violentas como las desapariciones, pero la realidad es que hace ya ocho años que no surge ningún indicio para retomarlo. La última vez fue a raíz de una de la infinidad de llamadas de personas que aseguraban haberlo visto. Esta vez era en Holanda, pero como en anteriores supuestos avistamientos, quedó en nada.