El Comercio

La hipotética abstención del PSOE complica la gobernabilidad en Asturias

La abstención del PSOE podría complicar el gobierno en Asturias
  • Podemos considera que la presencia de Javier Fernández en la gestora «exporta el modelo asturiano de 'entente' entre socialistas y populares» e IU vaticina «un mal clima» si se facilita la investidura de Mariano Rajoy

  • «Se necesita un partido socialista fuerte y que sea clave como hasta ahora», defiende el secretario general de UGT Asturias, Javier Fernández Lanero

Las decisiones de la gestora nombrada para dirigir al PSOE en torno a una posible abstención para favorecer la investidura de Mariano Rajoy pueden complicar la gobernabilidad de Asturias, donde los socialistas sólo disponen de 14 de los 45 diputados autonómicos, según han advertido hoy Podemos e IU.

A las consecuencias de la elección al frente de dicha gestora del presidente asturiano, Javier Fernández, se han referido hoy los portavoces en la Cámara autonómica de Podemos e IU, que cuentan con 9 y 5 diputados respectivamente, y a los que el Gobierno regional lleva varios meses apelando a un acuerdo que le dé estabilidad.

El portavoz de la formación morada, Emilio León, ha advertido de que Fernández ya trató de "dar" al PP la ciudad de Oviedo -donde gobierna el PSOE en coalición con Somos e IU- y ha asegurado desconocer "si ahora piensa dar el gobierno de España a Rajoy".

León ha apuntado que la futura negociación presupuestaria para superar la prórroga vigente, después de que PP, Podemos, Foro y Ciudadanos presentasen enmiendas de totalidad, puede verse "alterada" por las decisiones del PSOE sobre la investidura y ha alertado de un posible repetición del pacto de 2015 entre socialistas y populares. "Se exporta el modelo asturiano de 'entente' entre PSOE y PP", ha apuntado León, que ha considerado "muy grave" la crisis del PSOE que constata "la incapacidad de regeneración del bipartidismo".

Para su homólogo de IU, Gaspar Llamazares, cuyo grupo mantiene un pacto de investidura con el PSOE, si los socialistas "giran a la derecha" y dan el gobierno al PP, esto "influiría negativamente" en las relaciones en el seno de la izquierda en Asturias y crearía "un mal clima" para la negociación presupuestaria. "La negociación presupuestaria es de numeros, pero también de orientación política y si la política se orienta a la derecha en Madrid, difícilmente va a poder ser contraria en Asturias lo que tendría consecuencias nefastas", ha apuntado Llamazares.

Para el portavoz socialista, Fernando Lastra, que ha exigido "respeto" del resto de formaciones para el proceso interno abierto en el PSOE, el actual momento requiere de "prudencia y sensatez" y es necesario ser "serio y riguroso" sobre las opciones existentes.

A su juicio, antes de decidir "cuales son las mejores opciones" todas la formaciones políticas deberían aclarar "con franqueza" su postura respecto al "reto" planteado por los independentistas en Cataluña y si están dispuestos a hacer alguna concesión respecto al referéndum que exige el gobierno de la Generalitat. Además, ha subrayado, todos los partidos deberían explicar si consideran que la mejor opción es ir a unas nuevas elecciones y, a partir de ahí, los órganos de gobierno del PSOE tomarán "la decisión que convenga a España y también a nuestro partido".

Por su parte, la portavoz del PP, Mercedes Fernández, ha pedido al jefe del Ejecutivo que, desde su cargo al frente de la gestora del PSOE, "apueste por la gobernabilidad de España y por el diálogo" después de que "ocho millones de españoles apostaran por un gobierno del PP, con pactos y con acuerdos porque no hay mayoría absoluta".

Asimismo, ha recordado que el PP sigue teniendo "la puerta abierta" a pactar de nuevo unos presupuestos con el Gobierno del PSOE dado que "el sentido común y la defensa de los intereses generales están por encima de las estrategias a corto plazo" y que ya lo hizo en 2015 pese a que se trataba de un año electoral.

En términos similares en lo relativo a la necesidad de que Fernández contribuya a desbloquear la situación política y a evitar unas terceras elecciones se han pronunciado también Ciudadanos y Foro, cuya presidenta, Cristina Coto, ha apuntado que si el presidente asturiano ya se dedicaba "poco" a las tareas de gobierno, el tiempo que le reste su nuevo cargo "va a ser inapreciable".

El portavoz del partido naranja, Nicanor García, ha recordado que Fernández ha rechazado siempre unas terceras elecciones "como la mayoría de los españoles" y le ha emplazado además a desbloquear también la situación de "parálisis" en Asturias elaborando un presupuesto "inversor" y negociándolo con los grupos parlamentarios.