El Comercio

La rebaja de Sucesiones mermará los ingresos en 20 millones de euros al año

El borrador presupuestario elaborado por la Consejería de Hacienda ya contempla la rebaja del impuesto de Sucesiones en los términos planteados por Podemos, con la eliminación del 'error de salto' y el incremento del mínimo exento de los 150.000 euros actuales a 200.000 euros, lo que supondrá una reducción de ingresos para las arcas del Principado de 20 millones al año.

20 millones anuales con la excepción del primer ejercicio, que serán 10 millones, tal y como explicó la titular de Hacienda, Dolores Carcedo, al término de la reunión que mantuvo, junto con el presidente del Principado, Javier Fernández, con la delegación de Podemos encabezada por Emilio León y Lorena Gil para impulsar la negociación de las cuentas de 2017. Un encuentro que ambas partes calificaron de cordial y que será la antesala de otro, la próxima semana, en la que la formación morada plantee sus objeciones y alternativas al texto que ahora está sobre la mesa.

«No estamos de acuerdo en todo pero hay temas en los que podemos entendernos», anotó Carcedo, que abrió la puerta a incorporar otras iniciativas fiscales que puedan ser «razonables» -está pendiente la revisión del IRPF y Patrimonio y con IU hay un compromiso de impulsar tres impuestos 'verdes'- para facilitar la aprobación de los presupuestos.

León, por su parte, admitió la posibilidad de hablar del presupuesto sin ligarlo directamente a una negociación fiscal más amplia, y admitió que la actitud del PSOE en Madrid tiene inevitables repercusiones sobre la política asturiana.